P. 1
TRABAJO. EL DERECHO SUCESORAL EN VENEZUELA.doc

TRABAJO. EL DERECHO SUCESORAL EN VENEZUELA.doc

|Views: 14.760|Likes:
Publicado porveronicamaybet

More info:

Published by: veronicamaybet on Feb 12, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

10/10/2015

pdf

text

original

República Bolivariana de Venezuela Ministerio del Poder Popular para la Educación Superior Universidad Fermín Toro Facultad de Ciencias

Jurídicas y Políticas Escuela de Derecho

“EL DERECHO SUCESORAL EN VENEZUELA”

Participante: Anna Giancana C.I. Nº V-10.369.988 Cátedra: Derecho Sucesoral Facilitadora: Abg. Halime Hernández SAIA Sección “E”

San Felipe, Enero 2013

1

ÍNDICE Pág.
1. Introducción……………………………………………………………..

3 4

2. El Derecho Sucesoral o Hereditario. Concepto y Fuentes…………… 3. Antecedentes del Derecho de Sucesiones. Sistema Romano y

Sistema Germánico……………………………………………………… 5 4. Fundamento del 8 de sucesiones en Derecho de

Sucesiones………………………………..
5.

Marco

legal 9

en

materia

Venezuela………………….. 6. Marco

institucional

en

materia

de

sucesiones

en

Venezuela…………. 10
7.

Principios generales que rigen el Derecho Sucesoral en 12 sucesión.

Venezuela…. 8. La

Concepto…………………………………………………... 13 9. Clases 13 las 14 de

sucesiones…………………………………………………….. 10. Fuentes de

sucesiones………………………………………………..

2

11.

Momentos

de 15

la

sucesión………………………………………………..
12.

Conclusión……………………………………………………………

….

17
13.

Bibliografía……………………………………………………………

18

Introducción Se entiende por Derecho de Sucesiones o Derecho Hereditario el conjunto de normas y principios jurídicos que gobiernan la transmisión del patrimonio que deja una persona que fallece a la persona o a las personas que le suceden. Por tanto, la sucesión hace referencia al cambio en la titularidad de una relación jurídica de carácter patrimonial. Lo anterior significa, que el nuevo titular de dicha relación no la adquiere o asume a titulo originario sino a titulo derivativo. Ahora bien, existen dos (2) tipos fundamentales de sucesión, la sucesión particular y la sucesión universal. Por un lado, la sucesión particular, que se refiere al cambio de titularidad de una o más relaciones jurídicas de carácter patrimonial, determinadas individualmente, que puede resultar de una donación, venta, o de un acto por causa de muerte (legado); y, por otro lado, está la sucesión universal, que no es más que el cambio de titularidad de la totalidad de las relaciones jurídicas de carácter patrimonial de una persona y que resulta (en materia civil) de un acto por causa de muerte de una persona natural (herencia). Este tipo de sucesión implica el

3

agotamiento de todo un patrimonio, incluyendo la desaparición de la capacidad de producción o de adquisición del anterior titular del mismo. Siendo entonces, tan complejo pero tan interesante este tema, se ha propuesto en el desarrollo del presente trabajo, abordar puntos importantes que ayudarán a comprender el contenido del Derecho Sucesoral, abordándose puntos como: Su concepto y sus fuentes, sus antecedentes, fundamento, marco legal e institucional en Venezuela, los principios generales que rigen esta materia en nuestro país, y por último, se hará referencia a la sucesión, concepto, clases, fuentes y momentos de la misma.

2. El Derecho Sucesoral o Hereditario. Concepto y fuentes. Se entiende por Derecho Hereditario, Derecho Sucesoral o Derecho de Sucesiones, el conjunto de normas y de principios jurídicos que gobiernan la transmisión del patrimonio que deja una persona que fallece, a la persona o a las personas que le suceden. El Derecho Hereditario constituye parte del Derecho Civil. La casi totalidad de las normas que lo rigen, figuran en el Código Civil Venezolano, sin embargo, también existen algunas disposiciones sustantivas sobre esa materia, en ciertas leyes especiales como es el caso de la Ley especial de Impuestos sobre Sucesiones, Donaciones y Demás Ramos Conexos. La reglas sobre Derecho de Sucesiones del Código Civil Venezolano, están directamente inspiradas en el Código Civil Italiano de 1865 (hoy sustituido en Italia por el Código Civil de 1942), buena parte de las cuales, a su vez, se basaba en el Código Napoleónico. No obstante, unas pocas de dichas normas fueron tomadas del Código Civil Chileno de Andrés Bello; y, alguna otra, del Proyecto de Código Civil
4

para España elaborado en 1851 por Florencio García Goyena. Existen, finalmente, ciertas disposiciones del Código Civil concernientes al Derecho Hereditario, que son autóctonas. Más remotamente, las fuentes de nuestro Código Civil, en lo relativo a sucesiones, son: El Derecho Romano y también – en lo concerniente a determinadas instituciones – el antiguo Derecho Germánico y el antiguo Derecho Consuetudinario Francés.

3. Antecedentes del Derecho de Sucesiones. Sistema Romano y Sistema Germánico. La imprecisión de esta materia, influenciada directamente por las variaciones correspondientes a los diversos tipos de organización familiar, en todos los pueblos de la antigüedad, se perfila y concreta con características propias en el derecho romano. Es bien sabido que en Roma la familia constituía un núcleo social, con una fuerte y fina sustancia política que se concreta en la potestad del pater. Éste era el jefe y señor y, además; quien figuraba el frente del culto de los dioses familiares. De esta doble condición política y religiosa del pater familias se deduce que la jefatura domestica tiene un alcance funcional y social de eficacia siempre inmediata, por la cual, al quedar vacante por muerte del titular, se precisa que alguien le reemplace, quedando cubierto el vació que su desaparición ocasiona. La técnica del SISTEMA ROMANO se complementa con otras características singulares establecidas a base de la idea de la sucesión, que son singularmente:
5

a) Institución de heredero, persona que viene a ocupar esta plaza vacante,

continuando jefatura política y religiosa del pater y la titularidad del patrimonio de este.
b) La concreción de la herencia a los herederos testamentarios, no siendo posible

ocupar la vacante al mismo tiempo por personas nombradas por el testador y por la ley. Regla de nemo pro parte testatus pro parte intestatus decedere potest.
c) Necesidad del nomen iuris propiamente dicho, ya que el heredero en este

sistema es propiamente quien aparece nombrado por el testador en el testamento.
d) La situación del heredero como responsable de las deudas y obligaciones

contraídas por el causante. Al heredero en Roma, en efecto pasan los derechos del de cujus, pero pasan también las deudas y las situaciones de posesión.
e) Consecuencia de ello es que no se produce en principio la separación de los

bienes del de cujus y los bienes propios del heredero, formándose, por tanto, una masa patrimonial única, a no ser que se utilice el recurso de separación que concedieron las leyes Por su parte, en el SISTEMA GERMÁNICO no existe, como en Roma, aquella unidad política y religiosa de la familia, que es simplemente una comunidad unida por los lazos de sangre y actualizada por una actividad conjunta en el desarrollo e incrementación de los bienes. En ella, el pensamiento de la copropiedad domina todo el proceso evolutivo de la riqueza. Precisamente por esta comunidad de sangre y de actividades, por este quehacer de todos sobre todo, no aparece la figura suprema del pater como jefe absoluto y de dirección del grupo; en su consecuencia, al producirse una vacante por
6

fallecimiento, no se plantea el problema de la sucesión en la titularidad organizadora. Todo es de todos y por ende, la comunidad sigue viviendo en un incesante trabajo de consumo. Derivación de aquel pensamiento y de esta situación son las consecuencias siguientes:
a) Al no existir la titularidad organizadora y de dirección política, no ha lugar al

nombramiento de heredero. Este no existe en el sentido romano de la expresión, pues que el de cujus no tiene potestad para asignar por modo exclusivo a una persona determinada la cualidad de sucesor. No hay, pues, herederos por testamento, sino que estos se hacen por la ley: mejor aun, por dios. Seul Dieu fait I heritier. El testamento solo puede hacer legatarios, es decir, beneficiarios concretos de un determinado bien particular.
b) En vez de concretarse, pues, la herencia a los herederos testamentarios, se

concreta en vista de la inexistencia de los mismos a los herederos legítimos, que reciben por el mismo hecho de la muerte y por un proceso inmediato, ipso jure, los bienes de la herencia, sin necesidad de una aceptación de tipo formal.
c) No puede pues, producirse la figura jurídica de la asignatio, ya que el nomen

iuris es desconocido en este sistema. Precisamente, lo que puede ocurrir es todo lo contrario, o sea la exclusión del grupo de sucesores por la previa salida de la estirpe familiar (foris familiatio).
d) Respecto del problema de la responsabilidad por deudas, se produce este

sistema de una manera radicalmente distinta del sistema romano. En este, el heredero se sitúa en la posición jurídica de su predecesor y al ocupar está vacante asume la responsabilidad por las deudas de la herencia. En el germánico, en cambio, el heredero adquiere todo el patrimonio, o una cuota del concebido como activo del que se detrae el pasivo.
7

e) Consecuencia de todo lo anterior es que, en este sistema, sin necesidad del

beneficio de inventario y por la propia naturaleza de la adquisitio, el heredero solo responde con el activo de los bienes de la sucesión (gravado o limitado por el pasivo), de tal forma que tiene que soportar las deudas en cuanto alcancen a cubrirlas los bienes de la herencia, porque de esas deudas no se hace personalmente responsable, manteniéndose los bienes propios separados e indemnes de esa responsabilidad Así como el sistema romano es de signo subjetivo, el germánico, por el contrario, es de signo objetivo. En aquel todo depende de la atribución de la cualidad de heredero, el nomen iuris, del nombramiento hecho por el causante, sin apenas relación con el modo o manera como son recibidos los bienes. En el sistema germánico, por el contrario, predomina el signo objetivo, siendo la condición de heredero una consecuencia de la asignación patrimonial de toda la herencia o de una parte de ella. 4. Fundamento del Derecho de Sucesiones. Las diversas alternativas de hechos posibles, respecto de las relaciones patrimoniales de una persona que fallece, son en esencia las siguientes: que tales relaciones queden entonces sin titular y pasen a la categoría de res nullius; o bien, que dichas relaciones pasen al dominio del Estado; o, finalmente, que las relaciones en cuestión pasen a pertenecer a otras personas, determinadas por el mismo anterior titular de aquellas o por la Ley. Casi siempre, en la historia de la humanidad, se ha considerado que la última de las indicadas alternativas, es la más conveniente, tanto desde el punto de vista individual, como desde el punto de vista social o colectivo.

8

En efecto, si cada vez que falleciera una persona, sus bienes se hicieran propiedad de quien los ocupara o aprehendiera de hecho, es fácil concebir la anarquía y el desorden que entones caracterizarían a la sociedad, tanto por las luchas generadas por tal derecho de ocupación o de aprehensión entre los interesados en ejercerlo, como por la constante exposición que confrontaría la vida misma de todos los ciudadanos por razón de la rapacidad de quienes desearan apoderarse de sus bienes. Y aún, dejando de lado lo antes dicho, en la aludida hipótesis también se afectaría gravemente el orden económico de la sociedad, por la simple implicación de que la muerte del individuo habría de acarrear la extinción de todas las obligaciones a su cargo. Por otra parte, en el caso de que los bienes de la persona fallecida debieren pasar íntegramente al Estado (aunque éste, a su vez, asumiera la obligación de satisfacer el pasivo dejado por el muerto, al menos hasta la concurrencia del activo respectivo), también se plantearían importantes problemas: Dicho sistema ciertamente afectaría la voluntad y el deseo de producción y de ahorro de los miembros de la sociedad, sabedores de que a su muerte la totalidad de sus haberes habrá de corresponderle al Estado; y, además, crearía una situación peligrosa e injusta respecto de las personas que dependen del difunto y que no disponen de medios propios para atender la satisfacción de sus necesidades, ni están en capacidad de lograrlos. Adicionalmente, también han existido otras importantes razones en ciertas sociedades, para fundamentar en ellas el Derecho de Sucesiones. Tal fue, por ejemplo, el caso de la Roma Antigua, en la cual la necesidad de que alguien sucediera a la persona que muere, se imponía para poder mantener sus sacra privata; para evitar la eventualidad de una infamante bonorum venditio, con la finalidad de satisfacer a sus acreedores; y, muy particularmente, para garantizar la transmisión de la patria potestad de que fuera titular el difunto y, de la cual, la sucesión patrimonial era una simple consecuencia.
9

5. Marco legal en materia de sucesiones en Venezuela. En Venezuela, el marco legal que regula la materia de sucesiones está establecido en el Código Civil Venezolano y en la Ley de Impuesto sobre sucesiones, donaciones y demás ramos conexos. El Código Civil dedica el Título II “De las Sucesiones” del Libro III del Código Civil “De las maneras de adquirir y transmitir la propiedad y demás derechos” al derecho hereditario, el cual se encuentra ampliamente desarrollado en los 305 artículos (del 807 al 1132). Por otra parte, el Código Civil establece quienes pueden y no pueden suceder, así como el orden en el cual se debe desarrollar la sucesión. En cuanto a las sucesiones por testamento, el Código explica los procesos en los cuales se aplica el testamento, los tipos existentes (ordinarios, especiales, y los otorgados en un país extranjero). Por su parte, en relación a las herencias, se establecen los casos de aceptación o repudio de la herencia, y por último se señalan los procesos de partición, colación, imputación y pago de deudas. Por su parte, la Ley de Impuesto sobre Sucesiones, Donaciones y demás ramos conexos, tiene por objeto regular el pago de impuestos correspondiente a las “transmisiones gratuitas de derechos por causa de muerte o por actos entre vivos”. (Artículo 1). Así mismo, la ley establece las personas a las cuales está dirigida, indicando que están obligados de declarar todos aquellos beneficiarios de herencias o legados que contemplen bienes muebles o inmuebles, derechos y acciones sobre el territorio venezolano. 6. Marco Institucional en materia de sucesiones en Venezuela.

10

La Ley de Impuesto sobre Sucesiones, Donaciones y demás ramos conexos establece que el órgano competente en materia de declaración de sucesiones será el Ministerio del Poder Popular para las Finanzas, que como institución del Ejecutivo Nacional podrá delegar en sus entes adscritos la competencia asignada por esta Ley para su pleno cumplimiento. Así, mediante Resolución N° 32 sobre “la organización, atribuciones y funciones del Servicio Nacional Integrado de Administración Tributaria (SENIAT) de fecha 24 de marzo de 1995, se establece como instancias administrativas competentes en materia sucesoral a las Gerencias Regionales de Tributos Internos a través de la División de Recaudación. El Artículo 74 de la Resolución establece la organización interna de las Gerencias Regionales de tributos Internos. En todo el territorio nacional las Gerencias regionales de Tributos Internos corresponden a la Región Central, la Región Centro-Occidental, la Región Zuliana, la Región de Los Andes, la Región Nororiental, las Región de los Llanos, la Región Insular y la Región Guayana. El Capítulo VI “de las Divisiones Regionales y del Comité Regional de Coordinación y Planificación”, en su Artículo 97 “de las funciones de la División de Recaudación”, establece en los numerales 20 y 21 las funciones de esta división relacionadas a la declaración sucesoral: • 20. Llevar el registro de todas las declaraciones sucesorales y donaciones presentadas a nivel regional, a los fines de mantener el control de las respectivas liquidaciones de impuestos por estos conceptos y su efectivo ingreso al Tesoro Nacional, igualmente deberá mantener el control de las herencias yacentes;

21. Ejecutar los procedimientos de recaudo y liquidación en materia de sucesiones…
11

7. Principios generales que rigen el Derecho Sucesoral en Venezuela. Estos principios son: a) El heredero continúa y representa a la voluntad del causante, significa que a la muerte del causante no hay un vacío en la titularidad de la herencia ya que todas las relaciones jurídicas pasan automáticamente al nuevo titular en el momento de la muerte. b) La circunstancia de que exista más de un heredero no afecta la unidad porcentual del patrimonio. Ejemplo: A cada heredero le corresponde una cuota de la herencia, ya que el patrimonio es uno solo. c) Puede haber a la vez Sucesión Universal y Sucesión Particular. Significa que el causante para después de su muerte haya establecido mediante testamento que sus bienes pasen en su totalidad a sus herederos y salvo uno de estos (o varios), sean entregados a un heredero o a un tercero en calidad de legado. d) Puede haber a la vez sucesión testamentaria y sucesión intestada por Ley (legal o sin testamento). La transmisión patrimonial que determina la sucesión a título universal no modifica las relaciones jurídicas o de hecho que correspondían a la persona que fallece. Ejemplo el caso de la posesión (relación de hecho). Esta no es otra cosa que el ejercicio material, del dominio de una cosa sin ser el titular de la misma. e) La aceptación de la herencia produce la confusión del patrimonio del heredero y de su causante. Ejemplo: cuando una persona muere y deja un carro y el heredero tiene una casa, pues las dos cosas pasan a ser prenda común de los

12

acreedores, debido a que los patrimonios se confunden. Lo más común será aceptar la herencia a beneficio de inventario.

8. La sucesión. Concepto. La sucesión es una forma de adquirir la propiedad. La sucesión es un conjunto de derechos que al igual que las obligaciones nacen pero que no se extinguen, es un cambio en la titularidad, de carácter patrimonial y el que la adquiere no lo hace a título originario sino derivativo. Es la transmisión de derechos y obligaciones que tienen lugar por la muerte de una persona a través de lo que se denomina herencia; es decir, que las relaciones jurídicas de la persona del causante se transmiten a la de los sucesibles, salvo aquellos derechos estrictamente personales o de familia, como por ejemplo, el uso, el usufructo, la obligación alimentaria, el mandato, la renta vitalicia, entre otros, los cuales se extinguen con la muerte del titular de los mismos. En consecuencia, no todos los derechos de una persona son susceptibles de transmisión por causa de su muerte. 9. Clases de sucesiones. Entre vivos Sucesiones a título particular: Son aquellas en las que se transfiere una o más relaciones jurídicas y son de tipo patrimonial. Por ejemplo: La compraventa, la permuta, la donación y también son sucesiones a título particular: los legados. Los

13

legados son consecuencia de lo acordado en un testamento; por esta razón, si no hay testamento, no hay legado. Mortis causa Sucesiones a título universal: Son aquellas en las cuales se transfiere la totalidad de las relaciones jurídicas de las cuales era titular una persona. Estas son Mortis Causa. Cuando se habla de relaciones jurídicas, se hace referencia a bienes, acciones, derechos, obligaciones, títulos, deudas, entre otros. Todo lo que tiene que ver con la materia sucesoral en Venezuela, se encuentra estipulado en el artículo 807 y ss. del Código Civil. 10. Fuentes de las sucesiones. Cuando una persona fallece lo primero que se debe verificar es si esa persona tenía testamento. Por medio de un testamento no se transfieren únicamente cosas, igualmente pueden disponerse partes del cuerpo, reconocer hijos concebidos fuera del matrimonio, entre otros. Igualmente el patrimonio de una persona comprende tanto los pasivos como los activos, es decir, los bienes materiales de una persona así como sus deudas, entre otros.

Las fuentes de las sucesiones se encuentran en:

El testamento: Es un documento mediante el cual una persona deja todo su patrimonio a sus "herederos". Esta es considerada la primera fuente del Derecho Sucesoral. Una vez que se hace el testamento corresponde a la persona hacer que el contenido el mismo se cumple, y este cumple sus efectos a partir de la muerte. El testamento puede ser modificado un sin número de veces por el testador. Al respecto, el art. 807 del Código Civil reza: Las

14

sucesiones se defieren por la Ley o por testamento. No hay lugar a la sucesión intestada sino cuando en todo o en parte falta la sucesión testamentaria.

La ley: Se encuentra principalmente en el Código Civil en los artículos 807 y ss. En caso de que no exista el testamento, la sucesión entonces se regirá por la Ley.

Art. 807° C.C. "Las sucesiones se defieren por la Ley o por testamento. No hay lugar a sucesión intestada sino cuando en todo o en parte falta la sucesión testamentaria". Art. 1.022° C.C. "No se puede, ni aun por contrato de matrimonio, renunciar a la herencia de una persona viva ni enajenar los derechos eventuales que se puedan tener a aquella herencia" A estas dos únicas causas de la sucesión hereditaria corresponden las dos únicas clases de sucesión: Sucesión testamentaria y sucesión legítima o ab intestato. La vocación hereditaria como derecho subjetivo a la delación (derecho a ser llamado a la herencia), tiene lugar en nuestro Derecho Positivo: 1. Por voluntad del difunto (testamento); 2. Sin la voluntad de éste, por mandato de la Ley (ab intestato); 3. Contra su voluntad: cuando la Ley fija límite a la facultad de testar en consideración al vínculo de parentesco que une al difunto con determinadas personas que no pueden quedar excluidas de la herencia. 11. Momentos de la sucesión Existen tres (3) tres momentos importantes:

15

• La apertura, el art. 993 del Código Civil establece que la sucesión se abre en el momento de muerte y en el lugar del último domicilio del de cujus. La apertura es el momento que se produce con la muerte del titular de un patrimonio. Existen ciertos aspectos que se desprenden de la apertura de la sucesión, a saber: Es el momento que se toma en cuenta para determinar quiénes son los sucesores y que derechos tienen en la sucesión; no existe sucesión de una persona viva; la determinación del domicilio viene dada por el artículo 27 del Código Civil; origina una comunidad hereditaria sujeta a partición; genera la obligación de asumir aspectos tributarios; está referido al impuesto sobre sucesiones; determina el Fuero Sucesoral, es decir, cual es el Tribunal competente para conocer las acciones derivadas de la herencia. Por tanto, colocar la hora en el Acta de Defunción es importante, debido a que de esta forma puede determinarse quiénes son sus herederos, no solamente quienes se encuentran con vida, sino por aquellos que se encuentran concebidos. • Delación: La herencia puede ser de tres formas: activa, pasiva o equilibrada. Es activa cuando los activos superan a los pasivos, es pasiva cuando los pasivos superan a los activos; y será equilibrada cuando hay paridad entre ambos, es decir se encuentran en situación de equilibrio. La delación es entonces el llamado que se hace al heredero, para que haga suya la herencia. Este llamado se puede hacer en virtud de la Ley o del Testamento. • Adquisición: Es el momento en el cual el heredero comparece y manifiesta o no la opción de aceptar o no la herencia. Y si la acepta de manera pura y simple o a beneficio de inventario.

16

Conclusión Las diversas alternativas de hechos posibles, respecto de las relaciones patrimoniales de una persona que fallece, son en esencia que tales relaciones queden sin titular y pasen a la categoría de cosa de nadie o res nullius; o bien, que dichas relaciones pasen al dominio del Estado; o, finalmente, que las relaciones en cuestión pasen a pertenecer a otras personas, determinadas por el mismo anterior titular de aquellas o por la Ley. Casi siempre, en la historia de la humanidad, se ha considerado que la última de las indicadas alternativas, es la más conveniente, tanto desde el punto de vista individual, como desde el punto de vista social o colectivo. El Derecho de Sucesiones es entonces, el conjunto de normas y de principios jurídicos que gobiernan la transmisión del patrimonio que deja una persona que fallece, a la persona o a las personas que le suceden. El Derecho Hereditario constituye parte del Derecho Civil y la casi totalidad de las normas que lo rigen, figuran en el Código Civil Venezolano, sin embargo, también existen algunas disposiciones sustantivas sobre esa materia, en ciertas leyes especiales como es el caso de la Ley especial de Impuestos sobre Sucesiones, Donaciones y Demás Ramos Conexos.

17

Por otra parte, el Código Civil establece quienes pueden y no pueden suceder, así como el orden en el cual se debe desarrollar la sucesión. En cuanto a las sucesiones por testamento, el Código explica los procesos en los cuales se aplica el testamento, los tipos existentes (ordinarios, especiales, y los otorgados en un país extranjero). Por su parte, en relación a las herencias, se establecen los casos de aceptación o repudio de la herencia, y por último se señalan los procesos de partición, colación, imputación y pago de deudas. REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICA Y ELECTRÓNICAS CONSULTADAS

Calvo Baca, Emilio. Código Civil Venezolano. Comentado y Concordado. Ediciones Libra. Caracas – Venezuela.

Estudios Jurídicos. Regulación sobre sucesiones y donaciones. Disponible en: http://estudiosjuridicosgenerales.blogspot.com/2011/01/regulacion-sobresucesiones-y.html. Fecha de consulta: 15/01/2013.

Herrera López, Francisco. Derecho de Sucesiones. 4ta. Edición. Caracas - Venezuela. Año 2008. Págs. 291.

Ley de Impuesto sobre Sucesiones, Donaciones y demás ramos conexos. Decreto nro. 360 del 05 de Octubre de 1.999. Disponible en: http://www.seniat.gob.ve/portal/page/portal/SENIAT_CA/02INFORMACION/

18

2.1TRIBUTOS_INTERNOS/2.1.1NORMATIVA/2.1.1.10NORMATIVA_ISD RC/LEY_ISDRC.pdf. Fecha de consulta: 15/01/2013.

19

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->