Está en la página 1de 1

MARIO FALCAO ESPALTERY SU VISIN DE LA INDEPENDENCIA NACIONAL

Tanto el Imperio como Buenos Aires deseaban ardientemente la paz, si bien ninguno de los dos pases haban abandonado en definitiva sus pretensiones sobre el nuestro. El gobierno ingls se encarg de acortar las distancias existentes entre los dos beligerantes, imponiendo o poco menos, su mediacin amistosa. El hecho decisivo fue la reconquista de las Misiones por Rivera, que alejo del gobierno en Ro de Janeiro a los pocos partidarios que quedaban de continuar la guerra, y entonces el gobierno imperial someti al de Buenos Aires un pliego en el cual estaban las bases para hacer la paz. Tambin aqu el invitante y mediador fue Inglaterra. En cuanto a Buenos Aires, no era menos general el deseo de concluir con aquella situacin (Mario Falcao Espater; Formacin histrica del Uruguay; Talleres Espasa-Calpe S.A.; Madrid; 1929; Pginas 155 y 156)