P. 1
Análisis del libro gálatas

Análisis del libro gálatas

|Views: 106|Likes:
Publicado porYulman Hurtado

More info:

Published by: Yulman Hurtado on Dec 18, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

05/03/2013

pdf

text

original

REPUBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA FEDERACIÓNDE IGLESIAS LIBRES PENTECOSTALESDE VENEZUELA F.I.E.L.P.V. INSTITUTO BIBLICO FIEL P.V. I.B.

F DIRECCIÓN NACIONAL

LA VIDA EN LIBERTAD
EPÍSTOLA DEL APÓSTOL PABLO A LOS GÁLATAS

Autor: YULMAN HURTADO 29/11/2012

Breve descripción: Libertad, doctrina y vida.

La epístola a los Gálatas es una bella fuente de información donde se relata la vida cristiana en sus primeros pasos. Es una zona central del Asia Menor y para el siglo I a.C. Cercana a Turquía de hoy día. Además de ejercer su autoridad y llevar la palabra por toda esta región. También los creyentes de Galacia mostraron al principio una gran satisfacción a causa del evangelio; y durante un tiempo habían vivido su fe cristiana con la misma alegría y confianza con que habían acogido al apóstol Pablo. En el comentario de esta carta, (Donaldo Schüler 2012), Lutero destaca la diferencia y la relación entre ley y evangelio, tema éste que ocupa un lugar preeminente en su teología. En la polaridad de ley y evangelio está comprendida la otra antinomia: justicia de Dios -justicia humana. Uno de los textos de importancia capitales Gál. 2:16, en que Pablo declara que el hombre es justificado no por las obras de la ley, sino por la fe en Cristo. Lutero rebate la interpretación corriente que restringía el concepto «ley» a los preceptos ceremoniales del Antiguo Testamento: insiste en que el término «ley» sea entendido en su dimensión total, incluyendo la ley moral. Sólo teniendo una noción clara del pecado, recalca Lutero, puede el hombre comprender qué es la gracia. En la polaridad de ley y evangelio, Cristo se coloca inequívocamente en el centro de la Escritura. Condenados por la ley, somos crucificados con Cristo.

Desarrollo: La Vida en libertad (Carta los Gálatas.) La Epístola a los Gálatas es una bella comunicación dirigida a los cristianos de Galacia. También se define como una gran fuente de información que trata sobre los primeros pasos del evangelio desarrollado por Pablo en esta zona central del Asia Menor, con el propósito de ejercer su autoridad para llevar la palabra de Dios a todas las naciones. Efectivamente el apóstol pablo desarrolla un despliegue total para llevar a cabo la evangelización de estos sitios, los cuales eran en sus tiempos descendientes de los Celtas, y se extendieron hasta llegar hasta los límites de Turquía actual. Al respecto, se resume en varias partes el estudio de esta carta para agilizar y comprender con mayor exactitud su propósito. Entre estos tenemos: a) Una primera parte que comprende un estudio minucioso de la epístola definida en tres puntos: el tema, ocasión en que se escribió y cuándo se escribió. b) Un bosquejo de los tópicos tratados en tres puntos a saber: El apóstol de la libertad; la doctrina de la libertad y la vida en libertad. c) La conclusión o resumen definido en la forma como Pablo aborda el tema de la salvación por medio de la cruz. En este orden de ideas, se aborda la epístola a los Gálatas tomando en cuenta que el elemento problematizante era si los gentiles habían de guardar la ley de Moisés, lo cual había sido decidido en el concilio de Jerusalén, sin embargo existían dudas al respecto, debido a que la respuesta era que su justificación era dada mediante la fe sin obras de la ley. Esto no agradaba a los judíos, porque pensaban que la fe era perfeccionada mediante la observancia de dicha ley. Ello contradecía la medida de que por la fe somos salvos, sin embargo este elemento motivó a Pablo a escribir esta carta para evidenciar que la justificación y la santificación no son por las obras de la ley, sino por la fe. Así mismo esta hermosa comunicación dotada de informaciones muy valiosa se escribió en la ocasión en que Pablo pasaba por Galacia en su segundo viaje, al detenerse por enfermedad, fue atendido por los gálatas y estableció una iglesia allí (Gál. 1: 6; 4:14). Esta hermosa epístola se escribió para:

1. Oponerse a la influencia de los maestros judaizantes que estaban procurando menoscabar la autoridad de pablo. 2. Para refutar los errores siguientes: Obediencia a la ley mezclada con fe necesaria para la salvación; el creyente es hecho perfecto guardando la ley. 3. Para restaurar a los gálatas que habían caído en gracia. 4. Esta carta se escribió durante el tercer viaje misionero de pablo.

El apóstol de la libertad (Cap. 1 y2) En los primeros capítulos de esta carta el apóstol Pablo se defiende de algunas acusaciones hechas en su contra por parte de los judaizantes estas son. A. Negaban que fuera un verdadero apóstol de Cristo, porque no había recibido su comisión personalmente del Señor como los doce. B. Decían que era solo un maestro enviado por los apóstoles, de modo que a su enseñanza debía ser aceptada únicamente cuando estuviera de acuerdo con ellos. C. Lo acusaban de propagar enseñanzas no aprobadas por el concilio de Jerusalén. Si se abordan estos argumentos trazados sobre la base de la mentira en estos tiempos, se pudieran establecer una serie de hechos que contrastan con un verdadero cristiano y su deber dentro del cuerpo de cristo, el cual está basado en potenciar en armonía la fe mediante el arrepentimiento, el amor y creer que Dios vino al mundo a limpiar nuestros pecados. Este elemento difumina la creencia de que hoy no somos apóstoles por un simple requisito de ley, el cual se basa en la constancia entregada por el hombre y no por Dios que lo ha ratificado mediante el Espíritu Santo. En un segundo plano, no es el hombre el que proporciona puestos de liderazgo en el cuerpo de Cristo, es el Dios mismo que hace como quiere y entrega a los seres humanos dones de acuerdo a lo que el Señor decida. Por esta razón, en ocasiones se debe tomar en cuenta más la voz de Dios y su manifestación para realizar su propósito. Y en un tercer lugar Dios hace efectivo por medio de las autoridades delegadas por Él su voluntad, de acuerdo como se haya estipulado en el cuerpo de Cristo. Por lo cual se hace necesaria una efectiva comunión con el Señor para organizar el cuerpo de Cristo.

En estos concilios no era tomado en cuenta la manifestación del señor y su voluntad, solo la disposición de la ley era el elemento que difundía la decisión sobre los individuos; este actuar no era llevado de la mano de Dios, el cual era excluido de las decisiones de los hombres. Por otra parte, el apóstol Pablo responde a estas acusaciones de la manera siguiente: a) En el primer versículo expresa su comisión divina como apóstol, saluda a los creyentes, no hay acción de gracias a Dios porque le escribe a una iglesia que ha caído de la gracia, se asombra de lo rápido que se han apartado del Señor o del evangelio, explica que el mensaje que se está llevando a cabo en la iglesia es una perversión de la palabra de Dios y sobre quienes pronuncien un evangelio diferente habrá una maldición. b) En los versículos 10- 24 del capítulo 1 refuta la acusación que recibió de los apóstoles el dar enseñanza y explica que viene del Señor mismo. c) En el capítulo 2:1-10, Pablo muestra que el ministerio que el ejercía fueron aprobados en el concilio de Jerusalén en la ocasión de cumplir catorce años de su conversión. Pablo fue a Jerusalén y en una predicación defendió su postura en la que trataba la justificación de los gentiles solo por la fe Hech. 15:1,2). d) Este punto trata de la falta de Pablo al tomar observancia los discípulos sobre su proceder, lo cuales encontraron fallo en su actuar, lo que él argumentó efectivamente en su accionar un llamado de atención a uno de los doce cuando Pedro procedió a apartarse de los gentiles cuando estaba en presencia de los judíos. Pablo la catalogó como una simulación cobarde. En este orden de ideas, se podría resumir en estos días que el hombre toma para sí conductas de la ley no conformes con la voluntad de Dios, Con: las costumbres, las tradiciones, la adoración a la figura del hombre y no la de Dios entre otros elementos esenciales dela vida del cristiano, que debe observar esta carta para no cometer los mismos errores por lo cual Pablo definió una posición clara en la vida de los gálatas para afirmar el propósito del Señor en cada uno de ellos.

Es así como, en Gálatas 2:16 explica: “Sabiendo que el hombre no es justificado por las obras de la ley, sino por la fe de Jesucristo, nosotros también hemos creído en Jesucristo, para ser justificados por la fe de Cristo y no por las obras de la ley, por cuanto por las obras de la ley nadie será justificado.” Este Versículo explica con claridad que es la fe la que justifica al hombre y por lo tanto existe una libertad espiritual, por lo cual hace énfasis en permanecer libre y no en la esclavitud del viejo hombre o la ley de Moisés. Utiliza la oportunidad para expresar el amor entre los hermanos de la iglesia, y también para intensificar la batalla entre la carne y el espíritu, debido a que la carne ya ha sido crucificada con Cristo y el espíritu comenzará a dar sus frutos. Una aplicación práctica se basa en la fe que es un don dado por Dios, no de las obras, pero es nuestra responsabilidad exhibirla para que otros puedan alcanzar al Señor mediante nuestro ejemplo. Otro de los puntos importantes se basa en la doctrina de la libertad, en la que Pablo reprende a los gálatas por volverse de la verdad de la justificación por la fe y les dice su experiencia espiritual que no tuvo ninguna relación con la ley, abordando puntos como los siguientes: a) Abraham no fue justificado por sus obras sino por su fe. b) El pacto que Dios hizo con Abraham fue un acto de fe. Este no tiene conexión con el pacto de Moisés que era un pacto de obras. La ley fue agregada y obstaculizó la bendición, sin embargo Cristo vino al mundo y con su muerte quitó la maldición de la ley. Para que la bendición de Abraham viniera tanto para los gentiles como para los judíos. c) Pablo expone de una manera abierta la relación entre el pacto abrahámico y mosaico. Este hecho indica que si la bendición de Abraham hubiese estado determinado por la ley, entonces esa bendición nunca vendría, porque ninguno puede ser justificado por la ley. d) Pablo explica el propósito de la ley y su relación con el creyente. Por lo tanto la ley fue dada al hombre para que tuviera necesidad de la salvación por la fe. Pablo ruega que vuelvan a la plena libertad del evangelio.

Desde este punto de vista se explica la vida en libertad (Capitulo 5-6), el cual fundamenta una serie de hechos que pueden resumirse en las exhortaciones siguientes: 1. Estad firmes en la libertad de gracia porque la ley no puede salvarlos (5:1-6) 2. Apartaos de los falsos maestros que han pervertido el evangelio y os han hacho esclavos al legalismo (5:7-12) 3. Aun cuando están libres de la ley mosaica, no estáis libres para pecar. Andad en amor y así cumplirás la ley. (5:13-14). 4. Seréis tentados aun por la naturaleza, pero obedeced la dirección del Espíritu y seréis victoriosos. (5:16-28) 5. Llevad los unos las cargas de los otros, y sed pacientes con los que pecan (6:6-10) 6. Sostened a vuestros pastores y de esa manera segareis la bendición divina (6:6-10) 7. Conclusión (6:11-18). Guardaos de los judaizantes. Sé muy bien que desean ganaros sencillamente para tener una reputación de celo. Gloriaos sólo en la cruz, en la cual únicamente hay verdadera salvación.

Conclusión

El resultado de la justificación por gracia a través de la fe es la libertad espiritual. Pablo hace un llamado a los gálatas a permanecer firmes en su libertad, y no estar nuevamente “sujetos al yugo de esclavitud (esto es, la ley mosaica)” La libertad cristiana no es una excusa para gratificar la propia naturaleza carnal; más bien, es una oportunidad para amarnos unos a otros (Gálatas 5:13; 7:7-10). Tal libertad no nos excluye de las luchas de la vida. De hecho, puede intensificar la batalla entre la carne y el Espíritu. Sin embargo, la carne (la naturaleza carnal) ya ha sido crucificada con Cristo (Gálatas 2:20); y como consecuencia, el Espíritu producirá su fruto, cosas tales como el amor, el gozo y la paz en la vida del creyente (Gálatas 5:22-23). A través de la epístola de Pablo a los Gálatas, la gracia salvadora – el don de Dios—está yuxtapuesto contra la ley de Moisés, la cual no salva. Los judaizantes, aquellos que regresarían a la ley mosaica como su fuente de justificación, eran prominentes en la iglesia

primitiva, y aun temporalmente arrastraban a cristianos tan destacados como Pedro dentro de su red de engaño (Gálatas 2:11-13). Los primeros cristianos estaban tan apegados a la ley, que Pablo tenía que reiterarles continuamente que la verdad de la salvación por gracia no tenía nada que ver con la observancia de la ley. Los temas del Antiguo Testamento conectados con Gálatas, se centran alrededor de la ley vs. la gracia: la inhabilidad de la ley para justificar (2:16); la muerte del creyente a la ley (2:19); la justificación de Abraham por la fe (3:6); la ley no trae la salvación, sino la ira de Dios (3:10); el amor, y no las obras, es el cumplimiento de la ley (5:14).

Bibliografía

M. Pearlman (1995). A Través de la Biblia. Editorial Vida. Estados Unidos de Norte América. Miami. Florida. Santa Biblia (1995). Reina-Valera 95.Sociedades Bíblicas Unidas. Brasil-Sao Paulo http://www.gotquestions.org/Espanol/index.html. Preguntas de la biblia contestadas.

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->