P. 1
La Escuela Que Queremos

La Escuela Que Queremos

|Views: 42|Likes:
Publicado porPentha
Estudiantes opinan sobre el Proyecto Educativo Nacional al 2021

La Escuela que Queremos

Estudiantes opinan sobre el Proyecto Educativo Nacional al 2021

Ín di ce

La Escuela que Queremos

Introducción Presentación I. El Perú que queremos 1. 2. 3. 4. II. El sueño de una sociedad Si pudiesen escucharme me comprenderían Las personas que ayudan a los niños El impacto de la radio

Un país para todos 5. 6. ¡Buscando un Perú diferente! Una triste realidad

III.

Un país donde todos podamos ir a l
Estudiantes opinan sobre el Proyecto Educativo Nacional al 2021

La Escuela que Queremos

Estudiantes opinan sobre el Proyecto Educativo Nacional al 2021

Ín di ce

La Escuela que Queremos

Introducción Presentación I. El Perú que queremos 1. 2. 3. 4. II. El sueño de una sociedad Si pudiesen escucharme me comprenderían Las personas que ayudan a los niños El impacto de la radio

Un país para todos 5. 6. ¡Buscando un Perú diferente! Una triste realidad

III.

Un país donde todos podamos ir a l

More info:

Published by: Pentha on Nov 29, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

07/06/2013

pdf

text

original

Estudiantes opinan sobre el Proyecto Educativo Nacional al 2021

La Escuela que Queremos

Estudiantes opinan sobre el Proyecto Educativo Nacional al 2021

Ín di ce

La Escuela que Queremos

Introducción Presentación I. El Perú que queremos 1. 2. 3. 4. II. El sueño de una sociedad Si pudiesen escucharme me comprenderían Las personas que ayudan a los niños El impacto de la radio

Un país para todos 5. 6. ¡Buscando un Perú diferente! Una triste realidad

III.

Un país donde todos podamos ir a la escuela 7. 8. 9. 10. 11. Nuqamanta willasyqui – Quiero contarte algo de mí Willakuy – Yo te cuento Justina se esfuerza para estudiar Nunca es tarde El consejero

Consejo Nacional de Educación Av. De la Policía 577 Jesús María Lima 11 – Perú Teléfono 261 9522 www.cne.gob.pe Contenidos: Estudiantes de colegios públicos y privados de todo el país Edición: Manuel Cárdenas Revisión de contenidos: Martin Vegas, Patricia Correa y Sonia Paredes Cuidado de edición: Mónica Delgado Diseño y Diagramación: Stampa Gráfica Hecho el depósito legal en la Biblioteca Nacional del Perú Nº 2007-12964 Este documento puede reproducirse en totalidad para su difusión y debate siempre y cuando se mencione la fuente.

IV.

Y aprendemos a… 12. 13. 14. 15. 16. 17. 18. 19. Con deseos de aprender Juntos sí podemos Juan y sus ovejas Todos podemos estudiar Los niños especiales Un niño por el futuro Un problema para las generaciones que van a nacer Cómo cambia la educación

Proyecto Educativo Nacional llapan warmapa yachayninu:

Ín di ce

V.

Con alegría, en un ambiente agradable 20. La enseñanza de la maestra 21. Una escuela dentro de la cartuchera 22. El niño pobre

Introducción
Con la voz de los estudiantes
¿Cómo puede una auténtica reforma de la educación prescindir de la voz de aquellos a quienes afecta? Este quizá sea el nudo profundo que la urgente transformación debe liberar: una concepción de la educación que no incluye la participación del niño, del joven, del llamado estudiante. Pensar el cambio sin escuchar su voz es reproducir aquello que origina la desmotivación y que dificulta el verdadero aprendizaje, esencialmente el de la vida democrática. En su libro “La Palabra Permanente” Juan Biondi y Eduardo Zapata piden que regrese la conversación, ante el fracaso evidente de esta concepción que silencia y despersonaliza, y la ubican como valor supremo del vínculo educativo: que se escuche a los estudiantes y que ellos puedan sentirse creadores de su propia realidad. Así, tal como lo pensaron pedagogos como Emilio Barrantes o José Antonio Encinas, la escuela es un espacio de diálogo y de búsqueda solidaria de la verdad. El Proyecto Educativo Nacional propone también una radical transformación del vínculo entre maestros y alumnos, entre enseñanza y aprendizaje. Invita a hacer de las instituciones educativas espacios amigables, en los que los maestros estimulan la actividad creadora de los estudiantes. Y en las que la comunicación auténtica, franca, sin temor, convierte a la escuela en una comunidad justa. Este pequeño libro es un intento de darle voz a un rostro todavía invisible: el de los estudiantes. Nos interesa mostrar parte de lo que los niños, niñas y adolescentes opinan sobre la educación que reciben y los sueños que se hacen sobre aquello que podrían recibir. Es una breve selección de lo que miles de niños y niñas como Jahynos en Nazca, Richar en Ocongate, Percy en Chincha, Max en Sicuani, Karen en San Juan de Lurigancho, Rosario en Puno, niños y jóvenes que con ingenuidad, con sensibilidad, con verdad, en muchas regiones de nuestro país, han dicho y escrito sobre los cambios que el Proyecto Educativo Nacional propone. Son cuentos breves porque son reflejo del modo en que las ideas tomaron cuerpo en los relatos que ellos a su vez leyeron. Son respuestas a los cuentos que el escritor Jorge Eslava escribiera intentando dar vida a los planteamientos del Proyecto Educativo Nacional. Atender sus voces, leer sus creaciones, escucharlos, hacerlos presentes es también respetarlos, darles existencia, permitirles actuar. Es sólo un modo de incorporarlos en aquello que por naturaleza les pertenece: su propia formación. La educación y la propia sociedad peruana, para humanizarse, para desarrollarse, necesita escucharlos más. Constantino Carvallo Educador, consejero del Consejo Nacional de Educación

VI.

En una escuela bonita y segura 23. Nuqamanta willasayqui - Te voy a hablar de mí 24. Exigimos que se cumplan nuestros derechos

VII. Para lograr nuestros sueños 25. Tamara, orgullo de los peruanos 26. `María, la estudiante de turismo, y la comunidad de Sausiyoc VIII. Y todo esto podemos lograrlo ¡Organizados! ¡Juntos sí podemos! 27. 28. 29. 30. Nadie es perfecto El colegio La educación olvidada en los pueblos lejanos La educación es importante

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes 

Proyecto Educativo Nacional llapan warmapa yachayninu:

Proyecto Educativo Nacional llapan warmapa yachayninu:

Presentación
Desde fines del año 2006 y casi todo el año 2007, en nuestro país miles de niñas y niños, que estudian en colegios públicos y privados, se han movilizado para reflexionar, pensar, soñar y plantear respuestas a los problemas que afrontan cotidianamente. Cada uno lo ha hecho a su manera, pero teniendo en cuenta que existe un plan que demanda un cambio en las aulas. A continuación Candy, una estudiante del Colegio Fe y Alegría No. 43, nos cuenta en el siguiente texto en qué reside la importancia del Proyecto Educativo Nacional.

A nosotros nos tocó ver maestros capacitados. Ellos dan ahora un mejor servicio. Se trata de que los maestros deben iniciar un proceso de capacitación para que cada día sean maestros más creativos, innovadores que den una educación de calidad y equidad. Los docentes deben ser capaces de desarrollar habilidades de los alumnos, mientras más capacitados los profesores tendrán incentivos que los ayuden a darse con mayor interés en las aulas, y así darnos mejores oportunidades. El magisterio es un germen que para nosotros es un proceso de vida que está en crecimiento para ser un Perú fuerte y sabio. Los maestros al terminar su formación en la universidad o instituto deben seguir formándose para dar una educación de calidad, innovadora, creativa, desarrollando las capacidades y habilidades de los niños y jóvenes. La continua evaluación de los profesores les permitirá estar con capacidad de educarnos con calidad. Autora: Candy Vanesa Lezarreta Fernández 5to. Grado C Fe y Alegría No. 43 – La Salle Ventanilla – Zapallal, Lima Leído en el IV Encuentro Infantil – Fe y Alegría, Carabayllo, octubre 2007. ¡Qué interesante! Leer a Candy nos permite acercarnos al Proyecto Educativo Nacional, recordar su valor orientador ligado a los valores y, por lo tanto a nuestra formación como seres humanos, en la institución educativa, junto con docentes y otros estudiantes, y forjando una sociedad democrática y justa. Sus ideales y sueños, su mirada, es la nuestra, esa que recuerda y hace suyo el Proyecto Educativo Nacional, ayudándonos a ubicarnos frente a la educación como nuestro reto y campo de acción. A continuación, presentamos, las creaciones de algunos de los estudiantes que participaron en la Jornada Nacional de Reflexión sobre el Proyecto Educativo Nacional realizada entre Noviembre del 2006 y Agosto del 2007. En sus creaciones ellos nos cuentan cómo entienden la educación, qué comentarios e ideas les trae a la mente. Hemos pedido a algunos personajes y referentes juveniles de nuestro país que comenten algunos de estos cuentos, promoviendo un encuentro intergeneracional y una misma aspiración como ciudadanos y ciudadanas peruanos.

Soñar sobre nuestra educación y sobre qué colegio queremos tener, nos hace pensar a algunos de nosotros en valores como el orden, la honestidad, la verdad, la justicia, la lealtad, el deseo de superación. Todos ellos son importantes. Debemos tenerlos en cuenta. Por ello, creemos que los padres de familia son la clave para el buen desempeño que tengamos nosotros en el colegio Que ellos nos apoyen, nos ayuden a estudiar, conversen con nosotros, jueguen, nos atiendan con gusto; es importante, aunque también hay padres que no nos ayudan, ni siquiera nos compran los útiles ni ven por nosotros. Entonces, si ellos fallan, podemos decir que no podemos responder como alumnos. El Proyecto Educativo Nacional es un reto que el país se plantea para los próximos 15 años. Nosotros somos parte de ese reto. El Proyecto implica la educación de todo el país desde el nivel Inicial hasta el nivel Superior. Tiene seis objetivos: 1. Una educación de calidad para todos los peruanos. 2. Una buena educación, con aprendizaje, y desarrollado con calidad en escuelas en donde todos aprenden. Gracias a ese objetivo podemos lograr aprendizajes para el desarrollo. 3. Profesores bien preparados. Es decir, que valoren su profesión y desempeño. 4. Educación financiada con eficiencia y transparencia. En una gestión ética, que se realiza democráticamente. 5. Mejora de la educación superior, para que contribuya al desarrollo, con buenos profesionales. 6. La sociedad educa a los ciudadanos, y con medios de comunicación que asumen su rol educativo.

Te invitamos a leerlas. 

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes 

Proyecto Educativo Nacional llapan warmapa yachayninu:

Proyecto Educativo Nacional llapan warmapa yachayninu:

Este libro empieza contando una historia…
Luego, se teje con muchos, diferentes y variados relatos escritos por niñas, niños, adolescentes y jóvenes de nuestro Perú. Con todas esas creaciones que cuentan tantos y diversos momentos, se teje una gran red de esperanzas, sueños, esfuerzos y compromisos. De todo ello está hecho este libro. ¿Acaso nace como idea hacía el año 2003, cuando comienza entre docentes, estudiosos de la realidad educativa y muchas personas más el debate sobre el Proyecto Educativo Nacional? Tal vez, ya en ese entonces, varios de los que allí participaban deseaban escuchar las voces de los millones de estudiantes peruanos. El año 2007, luego de que se debatiera sobre el Proyecto Educativo Nacional en diferentes ciudades del país, el Estado peruano da su aprobación dándole el carácter de política de Estado, es decir, de norma orientadora para la educación en todo el país. Partiendo de la convicción de que en el… Perú necesitamos instituciones Educativas con buena enseñanza y valores para que Nosotros los niños y niñas seamos buenos ciudadanos1
EL COLEGIO QUE YO QUIERO El colegio que yo quiero ha de ser el mejor de todos con aulas y carpetas nuevas con patios limpios y grandes. El colegio que yo quiero Ha de ser el orgullo de mi pueblo porque de él saldrán hombres cionar bien preparados. Capaces de solu cualquier problema. El colegio que yo quiero uacso Siempre será Bernardo Tamboh el pionero de la inundación corazón2 por eso siempre te llevaré en mi Claudio

Entonces, el Consejo Nacional de Educación emprende la tarea de que todos los niños y las niñas conozcan el Proyecto Educativo Nacional a través de Jornadas de Reflexión. En ellas, distintas instituciones educativas, directores, promotores y muchos ciudadanos, motivados por ese objetivo, emprenden la idea de leer, conversar y debatir el Proyecto Educativo Nacional. Todos ellos inspirados en relatos de Jorge Eslava, escritor que recreó seis historias de estudiantes peruanos de distintos puntos del país, cada uno de ellos vinculados a los seis grandes cambios que propone el Proyecto Educativo Nacional. Historias que a la vez provocaban preguntas: ¿Cómo queremos que sea nuestra escuela? ¿Qué sentimos cuando estamos en ella? ¿Cómo queremos ser educados? ¿Qué aprendemos y qué dejamos de aprender en nuestras escuelas y colegios? Fruto de esas acciones, muchos de ustedes nos mostraron su manera de pensar y vivir la educación en sus propias localidades. ¡Imagínense! Recibimos casi cuatro mil creaciones, todas provenientes de diferentes rincones del país.

¡Vamos! Te invitamos a leer este libro. Al igual que Claudio, encuéntrate con tus sentimientos, con tus alegrías mayores y también con tu esperanza. Pero, sobre todo, mira con sus ojos aquello que te detallan. Así podrás comprender qué es el Proyecto Educativo Nacional, apostar por él, y construirlo día a día en cada acción.

¡BIENVENIDOS Y BIENVENIDAS!
1

Autora: Claudia Araceli Zegarra Herrada / Grado: 4º B / 9 años / IE Nº: 14007, Urb. Piura, PIURA.

1

Autor: Claudio Libertad Quispe Huaman / 2do. “A” de secundaria / 13 años / IE Bernardo Tambohuacso. Pisac, Cusco. 

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes 

El sueño de una sociedad
Me levanté al amanecer en un hermoso día de sol. Salí a caminar, miraba a los cantos y no veía ni un sólo papel en el suelo, la gente era muy aseada. Seguí caminando, y vi un debate del Alcalde con el pueblo. El Alcalde dio opiniones y la gente levantaba la mano para opinar. Me quedé sorprendido ¡qué respetuosos y educados eran ellos! Seguí caminando, llegué al colegio, entré y vi que estaban organizando un concurso de lectura. ¡Yo lo gané!, por ganarlo me dejaron jugar en los video-juegos. Salí del colegio, me llevé un libro para leer y fui a la laguna, vi aguas cristalinas que hasta se veían los peces. Me senté en el pasto, leí y me dormí. Me desperté, fui a casa, prendí la televisión, cambié de canal, sólo vi canales educativos. Por mi ventana vi policías caminando, cuidando y observando a la gente para mantener el orden del pueblo. Me eché en mi cama y sin darme cuenta me dormí.

El

rú Pe

ueremos ue Q q
Pertenecer a una comunidad, a una región, nos hace parte de un proyecto común, de un plan de vida.

Al despertarme vi que todo fue un hermoso sueño. Autores: Yanet Huanilloclla Pilco Dannely Huamán Yucra Ana Rut Canahuiri Barrionuevo Lisbet Vargas Mamaní Mónica Acero Aucatinco Henry Huanta Mendoza Yuri Rodolfo Condori Quispa

3ero. A - Secundaria IE Agro Industrial José de San Martín Marcaconga, Cusco

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

11

Si pudiesen escucharme, me comprenderían
Era un tiempo de desorden y caos, el medio ambiente ya no era como antes. Todo estaba muriendo, plantas y animales. Ya sólo quedaban unos cuantos ríos y lagunas. La gente no comprendía el peligro y el caos que ocasionaba, no comprendían lo que los ríos sentían, peor aún, no sabían que existían. Un niño llamado Gabriel, mirando a su alrededor, se dio cuenta de lo que la humanidad entera provocaba: miró los cerros que tenían poca vegetación. Se lo dijo a sus padres y maestros, pero ni importancia le dieron. Un día decidió salir a la ciudad a interactuar con la naturaleza. Se alejó tanto que cansado se sentó a descansar y contemplar el estado en que se encontraba ese lugar. De pronto escuchó una voz que lo llamaba. Desesperado empezó a buscar, se alejó un poco más y encontró un río rodeado de abundante vegetación, parecía el jardín de un Edén. El río le dijo al niño: Gabriel, acércate un poco más. El niño sorprendido respondió: ¿Cómo sabes mi nombre? El árbol contestó: Eso no importa, ¿por qué maltratan mi hogar?, yo sé que no tienen corazón de piedra. El niño triste le dice: Yo no quiero que te maltraten pero la gente piensa en sí misma y no comprenden lo que están realizando. El río respondió: Entiendo, la educación que les dan ya no es como antes. En el pasado promovían en el colegio el cuidado del medio ambiente pero ahora… Si pudieran escucharme me comprenderían y podríamos salvar el planeta. El niño alejándose le dijo: Ya es tarde, tengo que irme, hasta pronto. Así pasaron los años y Gabriel seguía insistiendo. Ya de grande logró su objetivo, juntó a mucha gente que pensaba como él y logró que en los colegios se promuevan campañas para el cuidado del medio ambiente. La gente ya había reflexionado y empezaban a reforestar millones de hectáreas en todo el mundo, la calidad de vida mejoró y todos estaban felices. Todos los cerros estaban verdes y los prados estaban llenos de flores. - Amigo, lo logramos gracias a ti, ¡salvamos el planeta! - No fue gracias a mí, sino a ti y a la gente como tú, sólo espero que tus hijos y mucha gente tengan esa iniciativa que tú tuviste. De ahí en adelante la gente nunca más volvió a contaminar su hogar, el planeta tierra, la gente vivió feliz hasta el final de sus días. Autor: Luigi Venero C. 3ro. A - Secundaria Lima

El hecho de que me hayan involucrado en sembrar ese arbolito a mi me transformo
Sonali Tuesta / Comunicadora Social, Conductora del Programa “Costumbres Peruanas”

El

cuento que leí es de un niño de tercer grado de secundaria. Es interesante la preocupación de ese niño. Cuando lo leo, me pregunto: ¿Cómo puede un niño pensar en una preocupación tan grande como el medio

ambiente? Debe ser terrible darse cuenta que es tan chiquito y que finalmente no puede hacer mucho porque ni sus padres lo escuchan. A veces, cuando hemos sido niños y hemos querido hacer algo grande, no tener el apoyo de los demás nos frustra. Pero lo interesante del cuento que ha hecho Luigi es que este niño sabe exactamente que está mal todo ese desorden, todo ese maltrato a las plantas o a los animales. Y se lo dice a la gente, aunque no le hagan caso.

El hecho de estar en un espacio que a veces a uno lo motiva crear, a mirar el entorno, hace que la educación sea distinta. Hace que no solamente uno vaya al colegio para marcar una respuesta, si no para que sientas que tus maestros o que lo que te enseñan te hace pensar en un objetivo al futuro. Es decir, que tu formación no se va a quedar solamente en que tengas que pasar el curso, que tengas que pasar el grado, llegar a la secundaria, ir a la universidad, sino que ya tienes un objetivo de vida que es a lo que también te debe llevar la educación. Este cuento es un buen ejemplo de eso. ¡Qué bonito que este niño haya pensado en el planeta porque en realidad vivimos tan alejados de él! Es alentador de alguna manera que un niño de esa edad piense en eso y que nos pueda contagiar de eso a todos nosotros. Este libro une las voces de muchos niños, niñas, adolescentes y Me acuerdo que en el colegio, a los diez años, a mí me escogieron para sembrar jóvenes. A ellas se suman las de el arbolito de la paz, que era como le llamaban allá en Amazonas. Yo vivía en la algunas personas ya grandes, a quienes hemos invitado a opinar. naturaleza, cuando uno vive todo el tiempo ahí no le das importancia. El que me Al igual que ellos, te preguntamos: hayan involucrado en sembrar ese arbolito a mí me transformó. Yo me sentí ¿Qué opinas de este cuento? ¿Qué responsable, sentí que si no estaba ahí cuidándolo, que si no lo protegía no debemos hacer como estudiantes iba a crecer y dependía de mí. Entonces, eso de alguna manera te lleva a para cuidar el medio ambiente? ser responsable con algo y si comienzas por un arbolito, por una planta, ¿Cómo? más adelante te vas a responsabilizar o vas a proteger las cosas. Porque una persona que no se cría aprendiendo a proteger el entorno, a ser ¡Vamos! Escribe tu reflexión. respetuosa, a guardar la basura en su bolsillo para que luego la ponga en un tacho, cuando sea grande va a ser un destructor.

12

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

13

Las personas que ayudan a los niños
Era un pueblo muy pobre que no tenía las necesidades básicas para poder hacer algo. Ellos no tenían ninguna institución educativa, no tenían posta médica u otras necesidades más. Ellos decidieron presentar papeles para poder ellos realizar sus necesidades. Se reunieron y fueron al Municipio para poder construir su institución educativa para que no haya analfabetismo. Después de haber obtenido su institución educativa, siguieron ellos presentando papeles para su posta médica, ellos consiguieron lo que querían con la ayuda de todas las personas y los municipios, las empresas, los bancos, medios de comunicación, el Gobierno. Gracias a todas estas personas de apoyo ellos han podido realizar y salir delante de esa miseria y analfabetismo. Ellos siguieron adelante para poder tener un pueblo moderno y ellos se juntaron y dijeron: ¡Basta de analfabetismo! Con nuestra fuerzas lograremos vivir mejor para nosotros, para nuestros hijos y para los demás.

El impacto de la radio
Un día, fui a la radio, pues me habían invitado a un programa educativo. En el camino me encontré con uno de mis amigos, que decidió acompañarme. Nosotros, ya en nuestro destino, vimos a un pequeño niño, el cual estaba de locutor. Por la forma en que se expresaba se podría pensar que tenía unos 1 años, pero al preguntarle quedamos atónitos, pues este tenía tan solo  cortos años. Nosotros, curiosos por saber cómo es que el pequeño podría expresarse tan sorprendentemente, decidimos preguntarles cómo es que tenía aquella sorprendente habilidad, a lo que éste nos respondió: - Una vez, cuando yo regresaba de la escuela prendí la radio, me quedé un rato frente a ella, de pronto escuché al locutor dando consejos sobre cómo poder expresarse mejor, yo, decidí comenzar a practicarlos. Desde allí, todos los días al salir de la escuela prendía la radio y escuchaba estos consejos. En una ocasión descubrí que no sólo eran para expresarse mejor, sino también que eran educativos, hablaban cosas que en la escuela nos enseñaban, pero en este programa radial se profundizaban más y lo hacían de mejor manera. Yo siempre escuchaba ese programa antes de almorzar, pues a mí particularmente me gustaba mucho. Entonces un día decidí ir a la radio y formar mi propio programa, pues tan sólo quería que muchos niños y demás personas como yo, tengan interés por lo menos en escuchar, ya que estos programas pueden ayudar a superarnos en la vida. - Pero ¿qué te hizo abrir tu propio programa radial? Le pregunté, El respondió con un poco de tristeza: - Un día vi a un niño que andaba en silla de ruedas, que estaba muy desconsolado y con un libro entre las piernas, al mirarle hallé que también era ciego, entonces le pregunté: ¿Qué haces tan sólo por aquí? Él me respondió, “yo antes podía jugar, saltar y también estudiar. ¿Qué es lo que más me gusta? Yo anhelo estudiar de nuevo”, dijo sollozando. “Pero, ahora ya no puedo hacer nada, pues soy un simple inválido y ciego que no puedo hacer nada”. Entonces decidí regalarle mi radio al mendigo, le dije que yo abriría un programa radial y que podría escucharme, pues de esa forma tal vez él pueda seguir estudiando. Este es el motivo que me llevó a mi propio programa, concluyó el pequeño.

Autora: Elsa Coronado Godoy 1ero. Secundaria Nazca

14

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

1

Desde entonces mi amigo y yo, visitamos casi a diario el programa de nuestro pequeño amigo, pues él nos permite ser locutores y hablar de tema educativos.

¡Todos tenemos derecho a una educación!
Autora: Karín Salomón Mora Solórzano 2do. Secundaria I.E: Humberto Luna Calca – Cusco

Este libro une las voces de muchos niños, niñas, adolescentes y jóvenes. A ellas se suman las de algunas personas ya grandes, a quienes hemos invitado a opinar. Al igual que ellos, te preguntamos: ¿Qué opinas de estos relatos?

¿cómo sueñas a tu comunidad? ¿Cuál es tu sueño para nuestro país? Piensa de qué manera como estudiantes podemos comprometernos con esos sueños.

¿Qué debemos hacer como estudiantes para cuidar el medio ambiente? ¿Cómo?

Un país

para Tod os

¡Vamos! Escribe tu reflexión!.

Tenemos derecho a condiciones de vida digna desde que nacemos.

1

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

¡Buscando un Perú diferente!
En mi país “todos somos iguales” ¿Será así?, una vez me pregunté. Y al responderme me quedé muy desilusionada, porque vi que mi país es pobre, y pobre en todo sentido, en la educación, en su gente, casi en todo. Pero también tiene un lado positivo. La gente en sí, me digo muy o un tanto convencida, toma y da más importancia al dinero, y eso hasta se puede justificar, pues bien que nos hace falta. Nuestro país se muere de hambre y nadie hace nada por ello, a todos le da igual, mientras uno esté bien los demás no importan. Yo me di cuenta de esto cuando abrí los ojos y vi lo que pensaba la gente “culta”, la de mi clase social, y dije: “¿Yo seré así? Ojalá no” : - Uf, mi yerno es un gran empresario, para vivir bien no le falta nada, tiene un BMW y aparte de todo lo quiero porque me da una “pequeña contribución” al mes para mis gastitos. - Qué suerte la de Ud. Señora, pues muchos en este país no cuentan con ella ni carros último modelo, ni casas con piscina. Tampoco ropa de Ripley o Saga. - Sí, pero eso es totalmente su culpa, hay gente que los ayuda y ni así aprovechan. - Pero Ud. de qué habla si ni les ayuda, y además el dinero que Ud. tiene ni se lo gana. Ellos trabajan día y noche y no logran tener la cuarta parte de lo que Ud. tiene. - Bueno, es que nacieron “cholos”, pues. Tratándose de ti, talvez haya una excepción, tú para mí trabajas muy bien. La vida es justa, a cada uno le da lo que se merece. - ¿Sabe?, no sé qué es mejor, si vivir en la pobreza sin tener todas las riquezas o ser seca y sin sentimiento como Ud., para tener lo que Ud. tiene. - ¡No permito que me hables así! Atrevida, igualada, primero tienes que estar a mi altura para siquiera dirigirme la palabra. Ahora el Perú debe cambiar, dar más oportunidad a la gente que no tiene en vez de darle sus riquezas a quienes ni siquiera la saben aprovechar. ¡Y el centro del mundo son ellos! Sepamos ver más allá de nuestra nariz que encontraremos un Perú profundo que necesita de nuestra ayuda. Autora: Estefany Pérez Surco 3ro C – Secundaria Colegio: San José – La Salle, Lima

Una triste realidad
Yo conocí a Lucero cuando llegué por primera vez a mi nuevo barrio, y ella era una de las chicas más conocidas. Una tarde ella me habló, fue allí cuando me dijo: - Yo antes estudiaba en un colegio no muy popular. Cuando cursaba el primer año de secundaria, mis padres fallecieron y desde ese momento tuve que trabajar para poder mantenerme yo misma. No fue fácil encontrar algún empleo digno, pues todos pedían al menos tener la secundaria completa. - ¿Y qué es lo que haces ahora? – le pregunté. Ella bajó la cabeza y no quiso decirme nada, después de un momento derramando algunas lágrimas me dijo: - Trabajo en un bar escondido, pues allí dicen que acude más clientela, es así que yo atraigo a los varones. Mi trabajo en realidad no es simple, ni digno porque muchas veces estoy expuesta a muchos peligros. Yo ya entendía lo que me quería decir y ya no hice más preguntas. Fue en ese momento que mi madre me llamó y rápidamente tuve que despedirme de ella. Llegué a casa y me puse a pensar: por qué el primer empleo que se nos presenta fácilmente es siempre algo incorrecto. Al día siguiente fui muy temprano al colegio, un poco angustiada por lo de ayer, quería comentarle a alguien pero tenía dudas, no sabía si contarle a mi tutora o a mi mejor amigo. Pero fui donde mi tutora, en quien confiaba mucho y le pedí un minuto de su tiempo. Es muy triste – me dijo. Yo conocí varios casos iguales y muy pocos lograron salir de eso, me daría mucho gusto poder hablar con ella y ayudarla. Yo le agradecí por haberme escuchado y me despedí de ella. Después de unas horas tocó el timbre de salida y la profesora me alcanzó cuando me iba dirigiendo a mi casa. Por casualidad nos encontramos con Lucero, ella estaba decaída, agotada y muy cansada. La tutora y yo sabíamos que seguro estaba así por su trabajo de anoche. La llamé, se la presenté a mi tutora, ella tenía un poco de miedo pero le dije que confiara en ella, para así poderle ayudar a salir de ese trabajo, y así lo hizo,

1

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

1

tuvo mucha confianza. Después de un largo rato de conversación, mi tutora le dijo que ella se iba a encargar a buscar un vacante en un colegio y que iba a pedir ayuda a sus colegas. Ella se puso muy alegre porque ya había encontrado una familia y le dije: - Tú y yo nunca nos separaremos porque desde ahora somos hermanas y juntas seguiremos adelante hasta lograr ser unas grandes profesionales. Autora: Karen Milagros Pacheco 1 años IE: “La Convención” – Quillabamba – Cusco

¿Por qué crees que hay tantas desigualdades en nuestro país? ¿Por qué Lucero tenía que trabajar en las noches? ¿Tú tienes que trabajar para estudiar? ¿Qué puede hacer la escuela para mejorar las condiciones de vida de sus alumnos?

país donde todos Un podamos ir a la
Siete de cada diez niños y niñas menores de cinco años del sector más pobre del país están desnutridos. Un millón y medio de ellos no recibe educación.

escu ela ...

20

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

Nuqamanta willasayqui
Nuqa tawa watayuq haycurani Pronuiman chaymanta yaycurani suqta watayoqyachay wasiman. nuqa huc wata repitirqani, nuqa monani profesora cayta pero mana qollqi cancho, ciudadpe erqecunapaq fasil, campesino erqecunapaq sasa nuqa munayman papay alinta yanapahuananpaq. Llapan llaccta rurakunawan allinta yachaspa llapayku recse saqku, allin yachaykunata chaymaya llajtaykuta allinta ruasaqko Chaynalla llapayqu yuyasaqku punta rurakunapa yachayninquta chaynnalla allinta llaktayquta mejorassaqku.

Willakuy
Huk erjicha kasqa hinaspa llamcayman risqa chaysy chawaspa mancharicusqa, qinaspas runaqa nisqa amaraq llamcapacuycho manam qatunraqcho kanqui erjillaraqmi kanqui, qanqa cutikuy hinaspa ripuy sapa punchaulla yachay wasiman sumaqata hurkuykita maqchikuspa limpia pachantin. Chaymanta airani yachaywasiman, ñuqa yacharccani masta huccuwarmakubawan, lispa ñapan estudiakunawan.

Quiero contarte algo de mí
Yo a los cuatro años entré al PRONOEI3, después entré a los seis años a la escuela. Un año he repetido. Yo quiero ser una profesora pero no tengo plata. Los niños que viven en la ciudad tienen más facilidades que los niños campesinos. Yo quisiera que mí papá me enseñe bien. Con todas las personas de mi pueblo, aprendiendo bien, vamos a saber más, para llevar bien a nuestro pueblo. Vamos a recordar el conocimiento de nuestros antepasados para mejorar nuestro pueblo.

Yo te cuento
Había un niño que iba a trabajar, cuando llegó a su trabajo se asustó, porque un hombre le dijo: aún no trabajes, no eres todavía una persona mayor. Tú eres un niño. Tú regresa a tu casa después vas a la escuela todos los días, lavándote bien la cara y con ropa limpia. Luego he ido así a la escuela, he aprendido mucho de mis compañeros, trabajando en grupo.

Autor: Rubén Apaza Casilla to. Primaria I.E. 032 Comunidad de Ccopi – Cusco.

Autor: Isaías Niva Sullcapuna 4to. Primaria I.E. 032 Comunidad de Ccopi - Cusco.

3

Programa No Escolarizado de Educación Inicial.

22

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

23

Justina se esfuerza para estudiar
En una ciudad llamada San Luis vivía una niña llamada Justina que vivía con su familia. La niña tenía un hermano que era menor que ella. Justina lloraba todas las noches porque su hermano se iba a la escuela y aprendía muchas cosas. Por eso, ella lloraba todas las noches. Un día Justina le pidió a sus padres que quería aprender como su hermano. Sus padres no le dejaban ir a la escuela porque ellos pensaban que las mujeres se debían de ocupar de la casa. Justina agarraba todos los días los cuadernos y libros de su hermano. Ella hacía un esfuerzo para poder leer y aprender lo que su hermano aprendía. Pero, un día vino una institución para dar una charla para que los padres se dieran cuenta de que estaban cometiendo un error grande porque la mayoría de las mujeres no estudiaban.

Nunca es tarde
Había una vez una señora que tenía una hija que estaba en tercero de primaria. Ella siempre quería hacer las tareas con su mamá, pero la mamá no sabía escribir ni leer. Entonces la hija le decía: - “Mamita, ¿por qué no estudias?” Y la mamá respondió: “Ya es tarde hijita, tengo 23 años, ¿no crees que soy muy vieja ya?” Y la hija le dijo: “Nunca es tarde para el estudio, porque el que se quiere superar se supera, sólo tienes que echarle ganas. No tengas miedo que yo te voy a ayudar, mamita”. La hija le dio valentía a su mamá, entonces ella decidió estudiar, y las dos se ayudaban mutuamente. Después ellas comenzaron a enseñar y educar a las demás personas.

Autoras: Huancavelica

Gloria Quispe Rivas Masiel Quispe Aucatinco

Autora: Madaí Flora Nydia Ramos León 4to Primaria IE: 0 Kumamoto – Lima

24

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

2

El consejero
Antes fui un estudiante perdido porque era muy distraído. No me interesaba nada. En ese tiempo, tuve mi familia. Cuando ya tuve responsabilidades me aconsejaron que estudiara. Sigo estudiando, aún con familia e hijos porque el estudio sirve para la vida, tanto para ser autoridad en mi comunidad como para educar a mis hijos. Por eso sigo estudiando para ser mejor en mi vida, como también para mis hijos. Estudiando seguiré trabajando con más experiencia. Yo, estudiando estoy ocupando cargos en mi comunidad y seguiré ocupando cargos. Para el estudio no hay edad, por eso le digo a toda la gente, en especial a los padres de familia que cumplan con el deber de ser padres y hacer estudiar a sus hijos para que tengan estudios superiores, triunfen en la vida y puedan lograrse, por lo menos en carpintería y sastrería. La educación es lo mejor para la vida. Yo estudio, pero tengo dificultades: En la mañana me sacrifico para pastear mis vacas y otros animales, en la tarde también voy a trabajar para mi alimentación y la de mis hijos. Para mí, todo es sobresalir con el apoyo de mi familia y triunfar en el estudio.

Nombre: Zenón Champi Mamani 4to Secundaria IE: Cochapata Canas - Cusco

¿Por que la educación es un derecho? ¿En nuestro país todos tienen derecho a estudiar? ¿Hasta qué edad crees que puedes aprender?

n perú donde todos U logremos apre nd er. .. Nueve de cada diez estudiantes no
comprende lo que lee y un tercio no termina la secundaria.

2

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

Con deseos de aprender
Para Manuel, un niño de 14 años, llegar al quinto grado fue signo de pena. Él se siente triste, con vergüenza. Por eso siente pena y está calladito. Pero él tiene ganas de ir a la escuela porque dice que sí va a aprender a leer con ayuda de la nueva maestra. Por eso decide hablar con su mamá, ya que vive con su abuela desde que ella se separó de su papá. - Mamá, mi papá me ha matriculado. - Otra vez con lo mismo, si tú no sirves para leer, mejor anda a la chacra con tus tíos. Le dijo su mamá. Manuel -casi rogando le dice: ¡Pero mamá! ¡Si yo quiero aprender! Y además van a cambiar a la profesora. La mamá insiste: Vas a ir a perder el tiempo. - Mamá, déjame ir. - Allá tú y no pierdas el tiempo, ya vas en quinto pero no lees. Manuel se quedó callado y pensativo. Llegó el primer día y alegre se fue a la escuela, entró a su aula y se encontró con amigos y niños de su edad. Se sintió más tranquilo al ver y tratar con su profesora, porque ella le brindaba afecto y cariño. Comenzaron las clases y pasaron los días. La profesora se dio cuenta que Manuel no sabía leer. Entonces, con muchas ganas de ayudar, nos organizó en grupos. - Bien niños, vamos a jugar. Vamos a formar grupos contando del 1 al 4 y así formaremos nuestros grupos. Practicaremos lectura en grupo con mi ayuda y de sus compañeros que ya leen mejor. Es muy importante que ustedes todos lean bien para poder aprender muchas cosas buenas y así ustedes también podrán hacer y escribir sus propios textos. Nunca es tarde para aprender a escribir y leer. Manuel alegre agradeció a la profesora. - No te preocupes Manuel, unidos saldrán adelante. Al escuchar a su maestra, todos los niños le dijeron: ¡Gracias, profesora! - Sí pueden pero tienen que poner voluntad y mucho esfuerzo, les dijo ella. Autoras: Leslye Paico Chero Estafany Mendo lama to de Primaria IE. 14 La Libertad – Tamarindo

Si nadie te ayuda igual tienes que empujar
Juan Edmundo Jiménez, 2 años / Artista grafitero Las calles de Lima son su lienzo. Comenta el cuento “con deseos de aprender de Leslie Paico y Estefan Mendo

En

primera instancia, en este cuento aparece una problemática sobre las costumbres que tienen en provincia.. En este caso, el niño, Manuel no quiere seguir ese camino, quiere aprender a pesar de que tiene dificultades

para aprender, insiste en ir a la escuela. El cambio de profesora es lo que hace que el aprendizaje funcione. La profesora le trata con más cariño y lo orienta para que trabaje con sus compañeros de su salón.

En la escuela, hay profes y profes, definitivamente yo tuve la atención de unos y no la atención de otros. La currícula educativa de mi época, en el año 98 era completamente distinta a la de ahora. Ha habido una notable evolución debido a todas las gestiones que esta haciendo el nuevo gobierno y los gobiernos anteriores también, para evaluar a los profesores, para que sean mucho más competentes, para que tengan mucha más noción de lo que hace el niño en casa. Porque es importante saber que si el niño vende caramelos saliendo del colegio, es importante saber si el niño tomó desayuno o ha ido a tomar desayuno dentro del aula. Yo me he criado durante toda mi vida en colegios estatales, gracias a la formación de mis padres, porque si hubiera estado en un colegio particular no hubiera sentido lo mismo que estar en uno nacional. Ese es otro plano también. Respecto a lo cultural es definitivo que en los colegios particulares, por ejemplo, la enseñanza del arte es mucho más abierta, hay mucha más calidad del aprendizaje que en el nacional. Los profesores de arte en algunos casos, se limitan a dar clases solamente. Por ejemplo yo recibí clases de tocar zampoña y flauta, yo eso no lo utilizo para nada. Definitivamente, sí incita a mi curiosidad como músico, porque también a mí me gusta hacer música, pero con esas clases no hubiera llegado a lo que hago, que es más pictórico. Me parece que el mensaje del cuento es que en realidad tienes que empujar el coche. Si nadie te ayuda igual tienes que empujar. Yo luché para que en mi casa, en mi situación pueda sobresalir de todo esto. Yo al comienzo no estudiaba nada de lo que estudio ahora, postulé a la universidad a arquitectura, sin deseo, debido a que mi padre es profesor de matemática. Estudié diseño gráfico y dejé todo ello para dedicarme a pintar en la calle. Y ahora estoy becado en una de las mejores escuelas de Lima en arte que es Corriente Alterna. Nunca tienen que dejar de empujar el coche, si nosotros no lo hacemos nadie lo va a hacer. Si nosotros mismos, por si mismos no lo hacemos, nadie lo hará.

2

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

2

Juntos sí podemos
Una familia de una comunidad tenía la plena esperanza de que sus hijos fueran unos buenos profesionales. Empezaron con la educación del hijo mayor, quien contaba con la colaboración y apoyo de sus padres, ya que estos tenían un nivel económico y cultural mediano. Cierta vez el Director de la institución educativa convocó a una reunión con el objetivo de comunicarles sobre el trabajo del aprendizaje en la lengua quechua. El padre de familia muy sorprendido e indignado manifestó que esa propuesta era muy absurda, ya que su hijo no asistía a aprender una lengua que ya conocía. Pese a sus reclamos el Director convenció a los padres e hizo que se aplicara la enseñanza del quechua en la escuela. Al transcurrir el tiempo y los años el padre observaba y aceptaba que esa alternativa era muy buena y que su hijo estaba aprendiendo cosas y estaba investigando sobre las costumbres, tradiciones, leyendas y mitos de su comunidad. Para ello necesitaba el apoyo del papá, quien no dudó en apoyarle. Al transcurrir de los años, el niño que ya era joven eligió una carrera profesional que le permitiera trabajar en su propia comunidad, con el fin de contribuir a su desarrollo. De esa manera, podría ser ejemplo vivo para los niños de su comunidad natal, de esta manera, aquel padre entendió la importancia de revalorar nuestra cultura.

Juan y sus ovejas
Juan vivía en el distrito de Ocongate. Él tenía 1 años. El joven Juan estudiaba bien, respetaba a los animales, personas y plantas. Su profesor le enseñaba bien, con respeto. El joven Juan estaba en 4to. grado de secundaria, y aprendía bien de sus compañeros. Los compañeros le preguntaban al joven Juan ¿para qué iba a la escuela? y él contestaba: “Yo también voy, ya estoy aprendiendo”. Un día, al joven Juan su papá le preguntó: ¿Quieres pastear tus ovejas? - Ahora que ya termino mis labores, voy cada día a pastear mis ovejas. Así haré hasta abril. Pero, papá, estudiando mis cuadernos yo aprendo muchos cosas. Mis libros me enseñan. Aprendo a respetar a las personas mayores y menores. Por eso he aprendido a hablar castellano. El joven Juan pasteando sus ovejas se aburría. Finalmente, vendió todo para seguir estudiando.

Autor: Richar Yucra Cuchicari to. Grado Ocongate - Cusco

Autor desconocido I.E. 034 Ccochirhuay – Paruro Cusco

30

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

31

Todos podemos estudiar
Un día, todos salieron para la escuela apurados. Ellos comentaban: El que más rápido escribió es el calamar, porque tiene tinta de sobra en su bolso. Había una vez, una escuela en el mar, donde el tiburón se acercaba a la escuela, igual que los peces. Cuando los vio el tiburón les dijo que no le tengan miedo porque él solo quiere estudiar: “Me gusta aprender”. Y todos por fin empezaron a saltar, reír y a estudiar. Entonces, el bonito, el jurel y el lenguado, bajaron a estudiar muy tranquilos con su cuaderno y sus libros. De pronto, el pez espada se puso a dar una lección, tomo su puntero para señalar el norte del mar, hacía el sur, este y oeste. ¡Qué imaginativo soy! Entonces muchos pececitos ríen al sumar y el resto asustados se ponen a rezar. Ellos dicen: el tiburón es muy grande, su boca es enorme y sus dientes afilados. ¡Qué miedo! Él les le dijo: Si tú estudias, aprendes más.

Los niños especiales
Muchas veces escuché a mis padres hablar sobre “los niños especiales”, pero nunca logré comprender lo infelices que eran. Dijo Brian. Un día Brian logró convencer a sus padres para que lo llevaran al Centro de Niños Especiales. Sus padres le previnieron de las posibles impresiones, pero fueron al Centro. En el Centro había aproximadamente cien niños especiales. Unos tenían sus piernas torcidas, de espaldas parecían normales pero cuando volteaban algunos daban miedo. Cuando caminaban parecían muñecos. Entre todos había una niña a la cual le faltaba un ojo. El padre de Brian se interesó en ella y quiso ayudarla. El médico le dijo: “La niña que está allí es la más inteligente del grupo, juega a construir puentes y nadie le gana”. Fueron a un salón y observaron la rehabilitación de ellos, Brian se admiró de la paciencia de toda la gente que va a ese centro a ayudar a la rehabilitación de esos niños. Brian se puso a pensar ¿Cómo hay niños especiales que no pueden recibir ningún tipo de atención ni asistir a una escuela, sólo por su situación económica y porque no hay centros especiales para estos niños? Solamente reciben educación los hijos de las personas que pueden “pagar” para que un familiar suyo esté con especialistas preparados para que los atiendan. Si dicen la educación para todos ¿por qué estos niños no la reciben?

Autor: Joan Junior Candía V. 1ero. A – Secundaria I.E. José Abelardo Quiñones Nazca

Autora: Karen Talaverano Hillpa 2do. B Colegio: Juan Velasco Alvarado San Juan de Lurigancho -.Lima

32

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

33

Un niño por el futuro
Gastón subió a su nave espacial, prendió el motor, encendió las luces y gritó con todas sus fuerzas: - ¡A volar por todas las rutas del cielo! ¡Arranca X-3! La nave despedía un humo plateado, mientras Gastón veía a su mamá que lo saludaba a través de la minipantalla de la X-3. ¡Qué rápido iba! Atravesaba las nubes como si fuera un rayo en un día de tormenta. Tenía que apurarse para llegar a tiempo a la escuela, su pupitre parlante lo esperaba para empezar a trabajar. - ¡Hola, Gastón! – lo saludó la máquina apenas llegó – Comencemos a estudiar, que mañana es la prueba.

Un problema para las generaciones que van a nacer
A Oscar lo conocí en el colegio. Se convirtió en uno de mis mejores amigos, cursábamos el 4to de Secundaria, con ganas de aprobar todas las asignaturas. Así hicimos más amigos y amigas, empezamos ir a las fiestas, frecuentar a los quinceañeros, probar las primeras enamoradas. Terminamos el año sin ganas de seguir estudiando. Salimos de vacaciones. Oscar no sé dónde se fue, yo no pensaba ir a la academia pero, por exigencia de mi madre fui a una academia. Yo más iba a hacer vida social. En una clase entró un profesor que nos hablaba. Nos decía que nosotros no somos el futuro sino el presente de nuestra patria. Agregaba que sin una buena educación, alimentación y salud un país no progresaría. Pero, qué hacemos si nuestros gobernantes apenas invierten en nuestra educación el 3% de todo lo que ganamos como país. Eso me hizo reflexionar mucho…las cinco clases en la academia eran divertidas, entendía, no eran aburridas como en el colegio. O sea no era una educación tradicional. Comenzaron las clases, ya estaba en to. año; bueno, los primeros días eran divertidos, nos encontramos todos los amigos, con ganas de estudiar. Pero, las clases de los profesores eran aburridas. Según ellos, en las vacaciones iban a cursos de capacitación, pero ¿qué clase de capacitación?, si seguían enseñando de igual forma a excepción de algunos profesores. Y me di cuenta que recibo una educación mediocre porque un profesor de arte, que es de especialidad música, nos enseña dibujo. Si le pedimos una demostración por ejemplo sobre cómo se realiza un dibujo, entonces, se molesta, es autoritario. Díganme, para qué hay exámenes a los profesores si no los van a seleccionar bien. Autor: Max Achahuanco Mamaní to. G IE Mateo Pumacahua. Sicuani

Autor: Percy Jesús Saravia Guerra to Primaria 12 años IE 22230 – Chincha

34

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

3

Cómo cambia la educación
Antiguamente, cuando era una niña, era muy trágico estudiar porque estudiábamos sentados en tablas y adobes. Además, teníamos que aprender las lecciones de memoria y siempre había otros alumnos que no estudiaban. Cuando el profesor les preguntaba algo no sabían qué responder. Los profesores tenían que castigarlos con palmadas o látigos en la mano. Otros estudiaban no porque querían aprender si no por temor al castigo. De este modo fuimos cursando cada año. En cambio, hoy en día, nosotros sabemos muy bien que la educación es muy diferente a la antigua. Ha cambiado en: 1. La forma como te tratan los adultos: hoy en día a los alumnos no les pueden maltratar porque tienen derechos que los protegen. 2. Hay más facilidad para estudiar, porque hay Internet, de allí se puede sacar diversas informaciones con mucha facilidad. Pero, por mucho que haya cambiado los jóvenes de hoy, no aprovechan, si no prefieren perder el tiempo de cualquier modo. El consejo o el mensaje que yo les daría es que aprovechen al máximo todo lo que tienen alrededor. Porque aquella persona que aprovecha todo lo que tiene a lo máximo, de seguro será un gran hombre, un triunfador.

Autora: Mery Aránguri Aiccanua 14 años 3º Grado I.E. “Simón Bolívar”-Cusco

Luego de leer los cuentos ¿Que crees que debemos aprender en al escuela? ¿solo la escuela educa?

aís donde todas las p escu Un ela y ambientes sean am s iga ble Sólo 4 de cada 100 escolares que sufren maltrato sexual, s físico o psicológico, reciben ayuda profesional.
Exige tu derecho a tener escuelas amigables y profesores que te comprendan y te ayuden.

3

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

La enseñanza de la maestra
Cierta vez en el pueblo de Ccasapata -donde la educación es baja y los profesores caminan y caminan para llegar a su destino y cumplir sus funciones- había una profesora llamada Lourdes Auris Cueto. Ella era maestra de una escuela que, como siempre, tenía que caminar cerros y cerros para llegar a la comunidad donde enseñaba. Por ello, al llegar los padres de familia la felicitaban por su gran valentía. Al día siguiente, al llegar se dio con la sorpresa de que habían llegado a su escuela los supervisores de la ciudad de Lima. A las pocas horas entraron a su salón y se sentaron en la parte de atrás. De pronto, un niño le pregunta a la profesora: -Profesora ¿qué le puedo decir a mi hermana para que cambie de carácter y la forma en cómo se comporta? La profesora respondió: -Dile que la quieres y que cambie su forma de ser y lo hará. Los supervisores conmovidos por la respuesta de la profesora salieron del salón. Se pusieron a charlar y volvieron al salón. ¡Felicitaron a la profesora! Así la profesora enseñó a los alumnos los valores como el respeto, la honestidad, responsabilidad, etc. Por medio de sus actos fue considerada como la mejor profesora de la comunidad, ayudando a sus programas defendiendo con justicia a los demás y poniendo en su sitio los abusos de autoridad. Al pasar un año decidieron trasladarla la ciudad de Acobamba, donde prosiguió con sus labores educativas y siguió apoyando a los demás. La profesora Lourdes al caminar rumbo a la escuela de Acobamba encontró una señora que lloraba por su hijo. Como no tenía dinero, su niño no asistía a un colegio. Al verla, la profesora Lourdes se conmovió y le preguntó qué sucedía…Ésta, respondió contándole lo pobre que era y por que no podía enviar a su hijo a la escuela. Ayudándola, la profesora la inscribió, le compró su uniforme, alimentó al niño y lo llevó a la escuela dónde enseñaba. Con el tiempo, él fue el primero de la clase. Autora: Gabriela Candiotti Curi 4to. Secundaria I.E.: Francisca Diez Canseco de Castilla Huancavelica

Una escuela dentro de la cartuchera
En una cartuchera pequeña había colores, lapiceros y un corrector. Los colores eran los alumnos, los lapiceros eran los profesores, y el corrector era el Director. Este era muy mandón y reprochón, en cambio, los profesores eran dulces y cariñosos, y también eran amigables. Un día que el Corrector iba visitando todas las aulas, encontró un salón con niños que jugaban tirándose papeles y cáscaras de frutas. Entonces, el director golpeó con el puntero una de las mesas y todos los alumnos del salón se sentaron rápidamente, guardado un silencio tremendo. El Corrector Director los mandó a castigar haciéndoles rampar con el dueño de los colores, ¡Hasta a la profesora la castigo! Pero como los alumnos tienen derechos, hicieron un plan para capturar al Director. Los muchachos recibieron su castigo y de hecho que la profesora también. Llegaron a capturar al Director reprochón y le hicieron pagar lo que hizo con la clase. Un alumno pequeño le dijo al Director: “que no mande a castigar a nadie, porque usted cuando castiga también se siente mal”. El director comprendió las palabras del pequeño alumno y volvió a la escuela a dar el ejemplo a los alumnos.

Autora: Rosario Thais Dueñas S. 4º B IE San Román Puno

3

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

3

El niño pobre
Érase una vez un niño muy pobre que un día fue a una escuela, como no sabía leer ni escribir, el profesor le preguntó: - ¿Cuánto es 2 x 2? El niño se quedo mudo. El profesor se enojó con el niño, y le dijo: - ¡No puedes decirme cuánto es 2 x 2!; El profesor le dijo a los demás niños: ¿Cuánto es 2 x 2? Los niños respondieron: 4. Entonces, el profesor le dijo al niño, ¡¿No sabes eso?!. El niño dijo con temor: Es, que no sé sumar. Todos los niños del salón se rieron a carcajadas. El profesor dijo ¡cállense! Y todos los alumnos se callaron. El profesor le dijo: ¿es broma verdad? El niño le contestó: No profesor, no es broma. - ¿Cómo no vas a saber la adición? El niño le responde con miedo: Sí, profesor. Y en un momento, todos se callaron. Después el profesor habló: ¡Niño!, ¿cómo te llamas? - Jorge Quispe, - ¿Cuántos años tienes? - Diez años, respondió el niño, El profesor dice ¡Tú ya debes estar en to grado! Que no viste en la puerta 4to grado; entonces un niño dijo: No, profesor, el nuevo compañero debe estar en 1er grado.

¿Cómo nos gustarías - Tienes razón- responde el profesor. que nos tratasen nuestros profesores? ¿Cómo debemos tratar a Jorge Quispe levantó la mano con mucho temor y dijo: ¿Profesor, puedo ir al baño? nuestras profesores, a ¡Corre nomás! dijo el profesor. Cuando fue el niño al baño, se fue a su casa y nunca más volvió a la escuela. nuestra directores?. ¿Como debemos tratarnos entres compañeros de estudio? Autora: Alejandra Callo 
to grado - Primaria I.E. 001 Sicuani – Cusco

nPerú con escuelas U bonita sys egu Siete de cada diez colegios públicos tienen sus baños en ras estado lamentable
Exige el derecho a estudiar en condiciones dignas, en colegios con agua potable y baños limpios, que funcionen bien.

40

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

Nuqamanta willasayqui
Nuqa paqarerame Ccopi llaqtapi yachay huasinchis ichumanta karan, nuqa jardinman yaycurani, wasiypiqa papay yachachiwan chuaymantaqa wachay wasiman rirani, mamay matriculayan yachay wasiman. Noqaqa munani yachay wasinchic allin canampaq ñaupaq wachay wasinchicc ichuchamanta karqa conanqa yachay wasinchicc kashwan. Nuqa jardinman haycurani tawa watayoq, mamay mana yachanchu qillqayata papaqa yachan qillqayta. Hatún kaspay kasaq taytaqina campesina. Sumaqta llachaspay ñuqa llactayta mejorasa allinta.

Exigimos se cumplan nuestros derechos
En Tamarindo, La Libertad, hay una escuela primaria pequeña pero moderna. Cuenta con dos pabellones, cada uno de seis aulas bonitas. Mi escuela tiene servicios higiénicos para nosotros y para las niñas, así como un pequeño patio. Pero, con mala suerte tiene una Directora que no le interesa mejorar la educación, de allí que no pone orden porque siempre los profesores se pelean delante de nosotros y ella no pone orden. La personal de servicio no cumple con asear: Betsí va al baño y se encuentra con los servicios higiénicos sucios. - ¡Ay, qué asco! - Liz comenta: No puede ser, todos están sucios. - Leslie dice: Vamos a decirle a la Directora. Las niñas se acercan y le dicen a la Directora:

Te voy a hablar de mí
Yo vivía en el pueblo de Ccopi, mi casa era de ichu. Yo entre al jardín. En mi casa mi papá enseñaba, después mi mamá me ha matriculado a la escuela. Yo quiero que la escuela sea bien, también quiero que mi escuela sea de ichu. Ahora nuestra escuela esta mejor. Yo entré al jardín a los cuatro años, mi mamá no sabe escribir, mi papá sí sabe. Cuando sea grande voy a ser campesina. Voy a poder ayudar a mi pueblo con mejores conocimientos. Autora: Lucy Pamela Puma Saraya Quinto grado de primaria 11 años IE 032 Ccopi, Cusco.

- Liz: Señora Directora venga a ver los baños. Los baños están muy sucios. - Directora: Ah, sí, pero no hay agua y la señora de servicio no ha venido. Así pasaron los días y a la Directora no le interesa arreglar la situación del personal de servicio. Las madres le reclaman en grupo, y ella se molesta. Así hemos pasado los meses, sin personal de servicio, y con todo sucio. Los padres se organizan para limpiar las aulas y cuando ellos no van, nos obligan a asear a nosotros. Leslie: Tenemos miedo, nos vaya a caer una enfermedad. Dice mi mamá que ya los denunciado con la ayuda del Gobernador, pero, como dice papá creo que arreglan todo allá en la UGEL, porque nadie da solución. Todos nosotros queremos que se cumpla de verdad la educación de calidad para nosotros los pobres de La Libertad, de los que tanto comentan los de la ciudad. Autor Anónimo Tamarindo, La Libertad.

¿Cómo debería ser la escuela que soñamos ¿Que debería tener? ¿Cómo debería de funcionar? ¿Que deben hacer el ministerio, el municipio, los profesores, la directora, y lo estudiantes para que tengamos espacios mas agradables y una educación de calidad?

42

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

43

Tamara, orgullo de los peruanos
Tamara y Diego eran hijos de dos personas muy amables. Tamara tenía 14 años y pronto cumpliría 1, mientras que Diego tenía tan sólo 12 años. Ambos eran de Lima. Los dos hermanos pasaban largas horas sentados en la arena de la playa. Tamara soñaba con que algún día podría por fin estudiar la carrera de sus sueños: ser una profesora. A Tamara le gustaba mucho enseñar. Tenía la oportunidad de hacerlo con su hermano Diego cuando éste no entendía algún tema de la escuela. Los padres de Tamara estaban orgullosos de ella puesto que Tamara siempre sacaba buenas notas y era lo mejor de su clase. A ellos les producía agrado saber que su hija quería ser una profesora porque en nuestro país la educación no es muy favorable, la mayoría de profesores tenía un bajo nivel de enseñanza. Los días pasaban y cada vez más Tamara soñaba con ser profesora. Tanto fue así que mientras terminaba sus estudios en la escuela, consiguió un empleo de medio tiempo enseñando en una pequeña academia que estaba cerca de su casa. En la universidad no había mucho apoyo por parte de sus profesores y compañeros, pero a Tamara no le importaba. A ella las únicas cosas que le importaban eran ser una buena profesora y que quería un buen futuro para la sociedad. Y así fue.

e podamos ond úd nuestros sueños r r Pe g ra lo n U
Nuestra inversión en investigación es la más baja de latinoamérica

Un tiempo después Tamara fue contratada para enseñar en una prestigiosa escuela de Argentina. Tamara se alegro muchísimo al sentir que su sueño al fin se había cumplido por completo. A Tamara la premiaron en muchos países de Latinoamérica. Salió en muchos periódicos, especialmente en los periódicos del Perú. Desde entonces, Tamara es la mejor profesora del Perú y todos están orgullosos de ella.

¡El que estudia, triunfa!
Autora: Giulia Marín Renzo to. C

En cinco décadas las universidades aumentaron de 6 a 80, pero nadie vigila la calidad de la educación que brindan.

Exige tu derecho a una educación superior que forme profesionales creativos, con ideas innovadoras y útiles para el país.
El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

4

“Toda persona es un líder”

María, la estudiante de turismo, Y la comunidad de sausiyoc
Analí Gómez / Surfista.

Además, mi hermano José fue el que me colocó por primera vez en una tabla. Fue un gran apoyo en mi vida. Sobre todo me enseñó a no bajar la cabeza ante un tropiezo. También Sofia Mulanovich tuvo que ver en mi formación como deportista. Al verla correr esas grandes olas supe que quería imitarla. Recuerdo que me regaló mi primera tabla de surf.

Re

specto al cuento leído, les cuento que desde niña sabía lo que era la pasión y la lucha sobre el mar. Mi padre, Víctor, es pescador en la playa de Punta Hermosa. Él me enseñó a dar mis primeras braceadas.

María, estudiante de un colegio religioso, donde estudiaban puras señoritas, era dedicada siempre al estudio y su meta era alcanzar a ser una guía de turismo y aprender todos los idiomas. Culminando los estudios de 3ro de secundaria se iba a un campo con su familia a disfrutar del aire puro y también a ver cómo trabajan los campesinos. La familia de María se quedó casi un mes en el pueblo de Sausiyoc. María al estar en la comunidad veía como las mujeres tejían fajas, mantas, ponchos de lana de sus ovejas y llamas. También veía que por esos lugares venían turistas que quería comunicarse con los campesinos pero cono no sabían los idiomas no podían comunicarse. También las señoras, en cuanto a su artesanía, para que pudieran vender. María, como su meta era ser un guía de turismo, veía cómo los campesinos sufrían de carencia de recursos económicos y que todos no tienen ni primaria completa y algunos ni podían leer. El analfabetismo es uno de los problemas que siempre se viven en las comunidades. María se animó a estudiar su carrera. Al terminar sus grados de secundaria en el colegio, empezó a estudiar en una universidad su carrera profesional. Cursando el cuarto semestre, los alumnos salieron a lugares arqueológicos, pasando comunidades campesinas, por esos lugares ven la vida de los campesinos. María acabo su carrera profesional, se gradúa y ¡Ya es un guía de turismo! Como veía que en la comunidad de Sausiyoc que la gente se dedicaba a la artesanía, lo primero que hizo fue enseñar inglés a las señoras y también a los jóvenes para que pudieran comunicarse y se puedan entender. Esta estudiante no solamente enseñó en la comunidad los idiomas: entre todos los comuneros formaron una organización para que puedan exportar su artesanía, de modo que al ver que los turistas pasaban frío construyeron hasta hoteles y tiendas con ayuda de instituciones. Y es así que María ayudó al pueblo de Sausiyoc a superar siquiera un poco su mala economía. Así el pueblo se dedicó al turismo, viendo desde el punto de vista que los peruanos tenemos muchas cosas para hacer en nuestro pueblo y también ayudándole, dándole una mano para que puedan seguir adelante y no quedarse atrás.

Para llegar a donde estoy he pasado muchos obstáculos. Uno por mi situación económica, no tenía la vestimenta para que protegiera mi piel o una de esas tablas de marca que luciera mis movimientos en las olas. Yo pensaba que ese deporte era para gente de dinero, pues el costo de los implementos bordea los 500 dólares y yo no los tenía. A pesar de todos estos obstáculos me daba el gusto de surfear en polo y short sin importar el frío, solo pensaba en hacer realidad mi sueño. Recuerdo que en una de mis prácticas en el mar, me vio Magoo de la Rosa. Gracias a él pude perfeccionar mi talento, pues me invitó a participar en su taller. Desde aquella fecha, cuando tenía once años de edad, no he dejado de ser constante en este deporte y de lograr todo o casi todo lo que me he trazado en la vida. Así que si tu sueño es ser profesora, pues lo puedes lograr, nunca dejes que tus sueños se hagan lejanos e inalcanzables. Debes luchar diariamente y enfocarte en tus mayores sueños, desarrollando todas tus potencialidades para alcanzarlas. Así que te felicito por establecer tu sueño, ya que es el primer paso para convertir lo invisible en visible, es el cimiento de todo éxito en la vida. Siempre levántate después de cada tropiezo y persigue tu sueño. Para mí toda persona que tropieza y persevera es un líder, porque cuando se asumen riesgos es posible tener algún fracaso, aunque sabemos que no existen fracasos sino resultados que no han sido apropiados. Sabemos que los fracasos son simples etapas y parte del camino para lograr el resultado deseado.

Autora: Lourdes Hancco Chauca to., Grado Secundaria I. E.: Nuestra señora de Belén – Calca – Cusco

4

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

4

Nadie es perfecto
Este hecho comienza en Mahuayani, en la lejana serranía cusqueña. Domingo Huitocoyo era un pobre niño de 13 años que perdió a su madre a muy temprana edad. Su padre Grimaldo Huitocoyo al ver la necesidad que sufría decidió dejar a su hijo con su madrina, quién radicaba en el Cusco. Ella le había prometido a Grimaldo hacerlo estudiar a Domingo con la condición de que la ayude en los quehaceres en la casa. Poco tiempo después, Domingo fue matriculado en un colegio estatal nocturno. Llegado el día lunes, Domingo asistió a su primer día de clases. Por la inmensidad del aula lo miraban de distinta manera. Día a día lo ignoraban, se burlaban de él, lo trataban mal. Al entrar el profesor Manuel lo ignoró porque vio que era un niño pobre y humilde. Domingo daba sus opiniones pero el profesor siempre llegaba ha ignorarlo y sus compañeros se burlaban de él. Así, día a día llego a sentirse menos que los demás. Pero, Domingo al ver como lo discriminaban, decidió dedicarse más a sus estudios y demostrarles que él era capaz de superarse. Cuando el profesor formulaba preguntas, respondía y no se quedaba callado, como días atrás. Es así que el profesor se dio cuenta que él era el que había errado y es entonces que poco a poco remedió el mal trato que le había dado a Domingo. El profesor empezó a escuchar, a compartir de mejor manera las opiniones que daba. A partir de ese momento el profesor puso en práctica el respeto mutuo con sus alumnos.

demos lograrlo o po e st izados! o d agan to ¡Or Y si podemos! tos n Unas 19 regiones del país ya han ¡Ju formulado, en consenso, y con
participación de todos, su Proyecto Educativo Regional.

Autor: Sammy Hito Madani Isabel Noely Puma Ccorimaya Leila Mariel Piccho Ttito Milusca Navarrete Larry Oviedo Solano Alicia Paucar Sulca Erika Chauca to. A

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

4

“El sistema es el que tiene que cambiar”
Carlos Alcántara / actor Miembro de Pataclaun.

El colegio
Estoy contenta de estudiar en el colegio Y para mí es un privilegio Pero mi colegio tiene problemas Y a mí me causa dilemas, No sé como solucionarlo, Pero primero tengo que pensarlo, Cuando voy caminando por el pasillo Me doy cuenta que las paredes tienen polvillo, Sigo avanzando y entro a mi salón, Y lo primero que ves es la rajadura del pizarrón, Las carpetas están malgastadas, Y las ventanas rajadas, Yo al ver esto me pongo muy triste Y pienso como los directores no hacen nada y lo toman Como un chiste. Al salir de mi salón veo alrededor, Y al ver la Oficina del Director, Siento amargura por esta situación, A la vez pienso que yo sí puedo darle solución; Yo pienso que si pido ayuda a los demás estudiantes Ellos me apoyarán y harán del colegio tan valioso como el diamante Desde el fondo del alma Me da pena y sólo quiero que mi colegio crezca como una palma Y que cada hoja sea un deseo de amor De cada estudiante que sólo desea que su colegio sea el mejor.

Los felicito a todos los chicos que escribieron este cuento, y también a los demás chicos de los otros cuentos. Muy importante saber que cosa piensan ellos como escolares, todos hemos pasado por la época escolar y cada uno tiene su opinión. Me gustó mucho el cuento porque me permite elaborar varias preguntas y conclusiones. La primera es: ¿Los profesores se equivocan o es que es el sistema de educación el que está errado? Los profesores nunca deben de subestimar a un alumno, porque sabemos que cada individuo tiene un ritmo distinto, y este sistema educativo lamentablemente pertenece a otro muy antiguo que consistía en enseñar a través de rebaños, a través de masas. Creo que en un rebaño hay individuos que tienen un ritmo distinto, una personalidad distinta. Eso no se ve. Un profesor tiene la responsabilidad de enseñar. Enseñar significa comprobar que los alumnos aprenden, no solamente escribir en la pizarra y que el alumno que no copió, piña pues, lo jalo o repite de año. Creo que el profesor tiene que preocuparse de que cada alumno esté aprendiendo lo que él le enseñe y que si uno se demora debe de darle su tiempo, para que este sistema funcione. Para que el alumno se vaya a su casa sabiendo algo y no pensando que el profesor es malo. Porque eso sí, hay profesores que solo les interesa desaprobar: ¡¿Ah no sabes?! ¡Te jalo, no te doy tu tiempo! Otra conclusión que puedo sacar es que este alumno, este niño Domingo nunca se derrumbó ante a las burlas de sus amigos, ante la falta de atención del profesor. El insistió, e insistió e insistió, y no se sintió menos que nadie. A pesar de que era niño, a pesar de que venía de una infancia distinta también, siguió para adelante, hasta que se hizo notar, hasta que el profesor le dio su oportunidad. Yo tengo una experiencia con la educación que de repente pueda servir. Cuando era niño yo estudié la primaria en un colegio parroquial, cerca a mi casa. Se llamaba “La Santísima Trinidad”. Allí, todas las mañanas antes de empezar las clases, en la formación en el patio había una especie de actuación. Se invitaba a cada alumno de cada salón a salir a cantar una canción, a decir un poema, a contar un chiste de manera improvisada. Era un momento de alegría, de comunidad entre todos. Luego, cada uno entraba a su salón un poco más contento. Lo recuerdo mucho porque cada mañana era divertida. Después pasé a un colegio nacional, en la media, y ahí creo que yo no estaba preparado para ese sistema. En la secundaria yo me consideraba un alumno libre por que iba a mis clases cuando me daba la gana, paraba en la canchita jugando fútbol. Pero, eso sí, cuando quería leía los textos de Historia del Perú, Historia universal, Geografía, Literatura, los que me gustaban más. Aprendí más en la cancha, leyendo aquello que me gustaba que en mis aburridas clases de rebaño. Chicos, bueno, antes de despedirme pues quisiera hablar con ustedes muchachos y decirles que la vida es una sola y hay que aprovecharla, si vas al colegio estudia, el colegio se pasa rápido, cinco, diez años de tu vida eso se pasa en un ratito, cuando te das cuenta ya se acabo la vida.

Autor: Wilson Orrea Sanchez 4to. B 

0

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes 

1

La educación olvidada en los pueblos lejanos
Érase una vez un pueblo lejano. En el habían muchos niños, pero sin educación. No había ningún colegio. Tampoco el Estado se acordaba de ese lugar. Un día llegaron allí unos niños que estaban protestando. Uno de ellos se llamaba Carlos. Fue él quien organizó toda esta protesta por la educación en las comunidades y pueblos más lejanos. Ya habían recorrido varios sitios. En casi todos no habían escuelas. Entonces llegaron a un sitio, preguntaron a un niño si había una escuela y él les dijo: - No, aquí no hay ninguna. Ustedes son los primeros que preguntan. Entonces, Carlos dijo: - Hay que unir a todos los niños, vamos a la ciudad. Con el consentimiento de sus padres llegaron a la ciudad. Entonces, Carlos les propuso: - Hagamos una huelga por todas las calles con nuestros carteles. Justo, ese mismo día inauguraban una obra en la ciudad. Era un centro recreacional. Entonces al enterarse Carlos, dijo: - Qué increíbles son las autoridades, si acá ya hay miles de esos lugares. Salieron entonces todos los niños con sus carteles a marchar por las calles de la ciudad. Las autoridades al verlos a los niños haciendo una huelga para que haya mejor educación y que construyeran escuelas en sitios lejanos, se sintieron conmovidas. El alcalde dijo: Crearemos escuelas innovadoras en pueblos y comunidades lejanas y, respetaremos las opiniones de los niños. Entonces, todos los niños fueron felices, gracias a unos niños que quisieron una mejor educación. Autora: Jhaynos J. º Grado B Nazca.
William Luna / Cantautor cusqueño

“Tenía que pagar cinco soles para que un amigo me cuide”

En

este cuento no encuentro ternura sino protesta, hay miles de cosas que dicen, se puede mezclar entre un reclamo y la frustración, una queja directa a las autoridades y un problema real.

Yo soy el producto de una educación no similar talvez a la del cuento, pero también deprimente. Yo he crecido en una sociedad en la que la educación siempre ha sido minoritaria. Yo tenía muchas ganas de aprender pero, no había las condiciones adecuadas. ¿Por qué? Porque primero, cuando uno tiene hambre y sed de aprender, donde sea lo encuentra. Pero en mi colegio no encontraba eso. Lo que encontraba era el abandono completo de los profesores, una infraestructura terrible, empezando desde los baños. Es más, era preferible no entrar, había un riesgo hasta de violación en los baños. Mi experiencia muy particular es que en el colegio en donde yo estaba, el Colegio Nacional de Ciencias del Cusco tenía que pagar cinco soles de esos verdes, antiguos, de los soles antiguos a un amigo para que me cuide. ¿Por qué? Porque ahí me atacaron las pandillas. Y el único auxiliar nada. Cuando era el desfile escolar y pasaba por la Plaza de Armas, los caballeros de ochenta, noventa años, que aún viven, nos tiraban sus sombreros de la alegría de vernos desfilar. ¡Uuuuh, sombreros arriba! Pero estos señores no se daban cuenta de que el colegio esta totalmente abandonado. No han pasado ni seis meses de que estuve allá, en el Colegio Nacional de Ciencias, he entrado con una gorra y unas gafas, con un amigo que es profesor allá, y entonces disimuladamente he entrado a las aulas, a los baños, y el desastre continua. Mira lo que me ha llevado este cuento a recordar, yo diría que es una queja que sirve, y qué bueno que den esta oportunidad. Tengo a mi papá que es docente universitario, casi ya Decano de la Universidad San Antonio Abad del Cusco, y que enseña ya hace diez años, y a mis suegros que son directores y profesores, entonces definitivamente estoy rodeado de educadores. Pero yo soy el fruto del hambre y sed de aprender, porque yo no he aprendido nada en el colegio más que a defenderme y a leer y escribir por obligación. Cuando yo entraba al Laboratorio de Química, yo quería utilizar los aparatos, estos no funcionaban. Un mensaje que me gustaría dejarles es que lo que esta sucediendo ahora ha sucedido también hace veinte años atrás. Y lo que todos esperamos, mi generación y esta nueva generación, es que no suceda el próximo año. No de acá a veinte años porque ya se pueden haber muerto. Las sociedades se basan en la educación y la cultura. 

2

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes 

3

La educación es importante
La educación es importante para todos, sobre todo para los niños y jóvenes. La educación depende del ambiente donde se realiza y la enseñanza de las maestras: Decía Karen que veía las aulas destruidas del colegio. Pasaba el tiempo y las aulas seguían así destruidas ¿Cuándo iban a construirlas de nuevo? Me preguntaba y, a la vez me ponía triste al ver que las otras alumnas tenían que estudiar en las tardes en las mismas condiciones. Seguían pasando los días y las aulas seguían así. La preocupación de la Directora y de los padres de familia que en una reunión acordaron solicitar al Presidente Regional, a través de un memorial, la construcción del pabellón de aulas nuevas. Pasaron los días y todos esperábamos la respuesta, de pronto el Presidente Regional llamo al colegio y dijo que después de una semana inauguraría la primera piedra de la construcción del pabellón. La Directora, los profesores, los padres de familia y las alumnas de la IE se pusieron felices al saber que muy pronto tendríamos nuevas aulas donde estudiar con bastante comodidad y aún todos estaremos más motivados para desarrollar nuestro proceso de aprendizaje.

¿QUIÉNES PARTICIPARON?
Lo que acabamos de leer es sólo una pequeña parte de lo que han producido, han pensado y soñado miles de estudiantes peruanos como tú. En esta tarea se han involucrado estudiantes de primaria y secundaria, y educación superior, la sociedad civil organizada, ONG, UGEL, instituciones educativas y maestros. En este primer año son 1 regiones de nuestro Perú las que han sido parte del proceso. Sabemos que es una primera etapa, que debe continuar y crecer cada vez más, pero no debe quedarse allí, debemos empezar a exigir que se haga realidad el Proyecto Educativo Nacional, que se hagan realidad nuestros sueños. Esta publicación quiere reconocer el esfuerzo de muchas instituciones de sociedad civil que hicieron posible que miles de estudiantes peruanos tengan la oportunidad de reflexionar sobre la educación que recibimos y aspiramos tener. Gracias al apoyo y el compromiso que asumieron dichas instituciones con el Proyecto Educativo Nacional, es que se logró involucrar a otras instituciones que por iniciativa propia tocaron las puertas del Consejo Nacional de Educación para hacerse partícipes de este proceso. La respuesta de estas entidades nos alegra y reconforta, pues sabemos, así, que las jornadas de reflexión han tomado ya un camino propio, que no se detendrá y que continuará forjando una comunidad creativa, reflexiva y comprometida. Alternativa Ande Ayuda en Acción Backus CEPESER CODEH Ica Colegio Isabel Flores de Oliva Colegio José Antonio Encinas Colegio San Jorge Consorcio de Colegios Católicos EDUCA Fe y Alegría Grupo Quilla IPEDEHP IPP Nasca Plan Internacional SEPEC Solaris UGEL El Callao UPCH VIVA - Visión Solidaria

Autora: Sherli Yatayra Barrientos Valverde to. C I.E.: José Abelardo Quiñones Nazca 

4

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes 

Equipos Docentes Para poder llegar a:

INSTITUCIONES EDUCATIVAS DOCENTES ESTUDIANTES
En las siguientes regiones: Ancash Arequipa Cajamarca Callao Cusco Huancavelica Ica Junín La Libertad Lambayeque Lima Metropolitana Lima

1144 12120 101249

Moquegua Piura Puno San Martín Tacna Ucayali

Vale la pena, pues, preguntarnos ¿Qué podemos hacer como estudiantes? Con esta pregunta nos planteamos el reto de poder transformar nuestra educación y nuestro país. 

El Proyecto Nacional desde el saber de los estudiantes

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->