P. 1
Nota Explicativa: La prescripción del derecho real de herencia

Nota Explicativa: La prescripción del derecho real de herencia

|Views: 49|Likes:
Publicado porFaperdi
Nota explicativa sobre la prescripción del derecho real de herencia preparada por Fabrizio Peralta Díaz para la cátedra de Derecho Civil Bienes 1, Universidad Católica de Santiago de Guayaquil.
Nota explicativa sobre la prescripción del derecho real de herencia preparada por Fabrizio Peralta Díaz para la cátedra de Derecho Civil Bienes 1, Universidad Católica de Santiago de Guayaquil.

More info:

Published by: Faperdi on Oct 25, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

10/31/2013

pdf

text

original

Nota Explicativa La prescripción del derecho real de herencia.

El Código Civil señala que el derecho real de herencia puede también adquirirse por prescripción, no obstante que el plazo para lograrlo es uno solo: quince años. Una primera lectura de la norma nos plantea la inquietud de determinar de qué manera es posible que una tercera persona, distinta al verdadero heredero, pueda apropiarse legalmente de una herencia con el transcurso del tiempo. Sin ánimo de pretender ser exhaustivo, esta situación podría darse bajo las siguientes circunstancias: 1. Cuando se le atribuye a una persona la aparente calidad heredero, sin serlo. Este es el caso del llamado “heredero putativo”; y, 2. Cuando una persona ha estado poseyendo, antes del fallecimiento del causante, o cuando ha pasado a ocupar como poseedor los bienes que integran la masa patrimonial que ha dejado el fallecido. Según Arturo Valencia Zea1, la figura del heredero putativo puede derivarse de estas situaciones: a. Cuando mediante la impugnación de la paternidad o maternidad se demuestra judicialmente que una persona no ha sido en realidad hijo del causante 2; b. Cuando los herederos designados en un testamento dejan de ser tales porque aparece un segundo testamento que les asigna los bienes a otros 3; y, c. Cuando en sentencia judicial se declara que el testamento es nulo4. Los verdaderos herederos pueden oponer, frente a los herederos putativos, la acción de petición de herencia, que legalmente se instituye en el artículo 1287 del Código Civil conforme a estos términos: “El que probare su derecho a una herencia ocupada por otra persona en calidad de heredero, tendrá acción para que se le adjudique la herencia, y se le restituyan las cosas hereditarias tanto corporales como incorporales, y aún aquellas de que el difunto era mero tenedor (…).”

1 2

“Derecho Civil”, tomo VI, p.p. 410 (Editorial Temis, Séptima Edición, 1983). Nótese que esta situación puede también traer consecuencias jurídicas en materia sucesoria cuando el causante es el hijo, cosa que se podría dar si llegare a determinarse que el hijo fallecido ―y único heredero― no lo era en realidad de los padres que le sobrevivieron. Bajo ese supuesto, los aparentes padres no podrían ya tener parte en la herencia que se les había transmitido por cuanto perderían su condición de legitimarios, suponiendo que el decesado ni hubiese tenido descendencia. 3 Es preciso recordar que el testamento es un acto que el testador puede revocar cuantas veces le plazca. Así, una persona puede efectuar en él todas las modificaciones que estime adecuadas, desde luego con arreglo a la ley, e incluso puede revocarlo del todo (v. 1037; 1235 y ss.). Así, por ejemplo, por acto testamentario puede una persona dejarle a otra un cuerpo cierto, pero pasaría a ser heredera putativa si en un testamento posterior, que se da a conocer luego de la muerte del causante, el testador ha dispuesto que esa misma especie se la entregue a un tercero. 4 En esa coyuntura, según Valencia Zea, “los verdaderos herederos serán en este caso abintestato y a ellos deben restituírles la herencia los testamentarios” (ob. cit.).
1

En cambio, contra los terceros poseedores que no tienen la calidad de herederos putativos y que están ocupando todo o parte de la herencia, los herederos reales disponen de la acción reivindicatoria especial señalada en el artículo 1291 ídem, cuyo inciso primero literalmente establece: “El heredero podrá también hacer uso de la acción reivindicatoria sobre cosas hereditarias reivindicables que hayan pasado a terceros y no hayan sido prescritas por ellos. (…).” La acción de petición de herencia prescribe o expira en quince años, pero si el heredero putativo hubiese obtenido a su favor la posesión efectiva de la herencia, tal acción prescribirá en tan solo cinco años. Para los efectos de nuestra asignatura, nos interesa tener claro que el poseedor de bienes que forman parte de un patrimonio hereditario puede alegar prescripción adquisitiva de dominio ante la acción reivindicatoria que deduzcan los herederos, naturalmente si, presentada dicha acción, se han cumplido ya los quince años que refiere el número 1 del artículo 2412 del Código Civil.

2

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->