Está en la página 1de 1

Los Diez Mandamientos de la Ley de Dios son:

Amars a Dios sobre todas las cosas. No tomars el Nombre de Dios en vano. Santificars las fiestas. Honrars a tu padre y a tu madre. No matars. No cometers actos impuros. No robars. No dirs falso testimonio ni mentirs. No consentirs pensamientos ni deseos impuros. No codiciars los bienes ajenos.