P. 1
METEOROLOGÍA SINÓPTICA

METEOROLOGÍA SINÓPTICA

|Views: 30|Likes:
Publicado porAmIn20122

More info:

Published by: AmIn20122 on Oct 15, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

08/27/2013

pdf

text

original

El ser humano desde los primeros tiempos, debió darse cuenta del estado de la atmósfera y de las variaciones que

tenían lugar diariamente y de una a otra estación del año. Mucho antes de los albores de la historia, comenzó a buscar explicaciones para los hechos que observaba y así creo la ciencia de la meteorología. Las primeras explicaciones fueron reemplazadas por otras a medida que aumentaron los conocimientos respecto al tiempo. En esto, la meteorología es similar a todas las ciencias. Buscando una explicación, mucha gente observo que un acontecimiento sucedía a otro y creyó que este último era consecuencia del primero. Con la luna nueva se produce una helada, decían, porque el cambio de la fase de la Luna trae aparejado un cambio en el tiempo. De manera similar se ha dicho que el tiempo anormal registrado en la presenta década, se debe al cambio en la composición química de los gases de la atmósfera. Agricultores han visto caer grandes granizos sobre sus cosechas o las ha visto destruidas por las sequías, y explican esos eventos como manifestaciones del cambio en el clima. Al buscar las causas de los fenómenos, los meteorólogos han descartado muchas de las explicaciones dadas por las personas legas en la materia. Aún ahora no se comprenden muchos de los fenómenos meteorológicos. La meteorología es una rama de la Física que estudia el comportamiento de la atmósfera y los fenómenos físicos que en ella se producen, con el objeto de predecir el tiempo. Analiza variables como radiación, temperatura, presión, viento, humedad, precipitación. El término sinóptica se refiere al análisis de observaciones meteorológicas simultáneas en varias escalas de espacio. El tiempo es el comportamiento de la atmósfera en un instante y lugar dado. Conocer los sistemas de tiempo y como se desarrollan es importante para comprender el clima de un lugar y su variabilidad. El estudio de las ciencias de la atmósfera se divide en dos grandes áreas: meteorología y climatología. El clima es el comportamiento promedio del tiempo en largos periodos de tiempo, de al menos 30 años o más. El ser humano ha observado el tiempo desde siempre, pero solo con la invención de los instrumentos, hace unos 200 años, se pudo empezar a hacer un análisis objetivo del tiempo. Particular interés tiene el comportamiento del clima en las actividades humanas y sus consecuencias económicas, sobre todo los eventos extremos como sequías, inundaciones, heladas, nieblas, temporales, que producen daños en las actividades agrícolas, forestales, transporte, construcción, salud, turismo, etc. Un esquema de los campos de estudio de la climatología moderna, se muestra en la figura 1.1.
ww w.

Fi s

ic

aA

.c om

Circulación general METEOROLOGÍA GLOBAL DATOS CLIMÁTICOS Sistemas de Tiempo METEOROLOGÍA SINÓPTICA CAMBIO CLIMÁTICO MICRO Y MESO METEOROLOGÍA Circulación Local

METEOROLOGÍA APLICADA

Efectos en: Economía Industria Transporte Construcción Infraestructura vial Sistemas hídricos Agricultura Ganadería Cosechas Flora y fauna Salud Turismo Deportes Recreación Etc.

En la prehistoria solo se observaba el cielo. Con la invención de los instrumentos, se establecieron las estaciones meteorológicas, donde se toman observaciones de temperatura, presión, viento, precipitación, nubes, etc., en horas fijas o con registros continuos. Como esto no era suficiente, ya que se tomaban los valores solo en un punto, se desarrollo la representación cartográfica para cubrir grandes áreas. La invención del telégrafo en 1835 ayudó a la transferencia de datos en tiempo real. Ya también los barcos hacían mediciones que transmitían por telégrafo desde los océanos. En 1918 la escuela de Bergen, en Noruega, liderada por Vilhelm Bjerknes (1862 – 1951, Noruego, fue uno de los precursores de la meteorología dinámica, desarrollo e interesó a los meteorólogos de Bergen en la teoría de los ciclones frontales), estableció una red más amplia de observaciones meteorológicas. De esta forma fue posible conocer la estructura de los sistemas meteorológicos. Surgieron los conceptos de masas de aire y frentes. Con ello nació la necesidad de realizar observaciones en la vertical. Así aparecen los primeros globos y cometas con instrumentos y con el avance de la tecnología, aparecen los radiosondas, radares y satélites.

ww

w.

Fi s

ic

Figura 1.1. Areas de estudio y aplicaciones de la climatología.

aA

.c om

1.1 La Organización Meteorológica Mundial Los sistemas atmosféricos que producen los cambios del tiempo, se trasladan de un país a otro y además, ejercen influencias a grandes distancias. Es así que se ha podido establecer, mediante la simulación atmosférica con modelos procesados en computadoras, que para realizar el pronóstico para un punto determinado, con el aumento del período de validez del pronóstico, también aumenta rápidamente el área sobre la cual debe conocerse el estado inicial de la atmósfera. Para un pronóstico de 24, 48 ó 96 horas de validez, es preciso conocer las condiciones atmosféricas de medio hemisferio, de un hemisferio entero y de todo el globo, respectivamente. A mediados del siglo diecinueve, ya se había reconocido que era preciso intercambiar datos meteorológicos entre los distintos países, y que había que fijar un “idioma” común; así nacieron las claves meteorológicas, que permitieron condensar en una serie de grupos de cinco cifras, los distintos elementos observacionales, y que eran fáciles de transmitir, en aquel entonces, por telégrafo. Además, había que fijar las horas de las observaciones (que debían ser simultáneas), la exposición de los instrumentos y muchos otros detalles, para permitir una buena comparación de los datos obtenidos y un buen análisis sinóptico. Todas estas exigencias indujeron a un grupo de meteorólogos, a fundar en Viena, Austria, en 1873 la “Organización Meteorológica Internacional” (International Meteorological Organization - IMO), que se reunía periódicamente para elaborar normas de alcance internacional, sobre los distintos aspectos de la actividad meteorológica. En 1945, la creación de la Organización de las Naciones Unidas, ofreció marco adecuado para la colaboración internacional en distintas esferas, entre ellas las técnicas y científicas en general y la Meteorología en particular. La Organización Meteorológica Mundial (OMM), o en inglés WMO (World Meteorological Organization) es una organización internacional creada en 1946 en el seno de la ONU cuyo objetivo es asegurar y facilitar la cooperación entre los servicios meteorológicos nacionales, promover y unificar los instrumentos de medida y los métodos de observación. En 1947 se aprobó el Convenio Meteorológico Mundial y el 23 de marzo de 1950, entró en vigor el Convenio por el cual se creó la “Organización Meteorológica Mundial (OMM), con carácter de Organismo Intergubernamental y de agencia especializada del Sistema de las Naciones Unidas. En la actualidad cuenta con 188 Estados Miembros y Territorios. La OMM tiene su sede central en Ginebra, Suiza. Sus objetivos son:
ww w.

Fi s

ic

aA

.c om

• • • • •

Facilitar la cooperación mundial con el establecimiento de redes de estaciones para realizar observaciones meteorológicas así como observaciones geofísicas, hidrológicas y otras relacionadas con la meteorología. Promover el establecimiento y mantenimiento de sistemas para el intercambio rápido de información meteorológica. Promover la estandarización de las observaciones meteorológicas y asegurar la publicación uniforme de observaciones y estadísticas. Promover las aplicaciones de la meteorología en la aviación, navegación por mar, la agricultura y otras actividades humanas. Promover actividades y la cooperación entre servicios meteorológicos e hidrológicos. Fomentar la investigación y la formación en el campo de la meteorología.

En 1961, la Asamblea General de las Naciones Unidas pidió a la OMM, que realizase un estudio completo de las medidas destinadas a lograr el progreso de la ciencia atmosférica y de su tecnología, y a desarrollar las posibilidades de predicción del tiempo. En 1963, el Cuarto Congreso de la OMM adoptó la idea y el concepto de una vigilancia meteorológica mundial y decidió que se llevasen a cabo nuevos estudios tendientes a adoptar un programa internacional completo destinado a mejorar el Sistema Meteorológico Mundial. El Plan y Programa de Ejecución de la Vigilancia Meteorológica Mundial (VMM), fue aprobado por el Quinto Congreso de la Organización en abril de 1967, con la intención de satisfacer la necesidad de establecer un “Servicio Meteorológico Mundial Mejorado”. Sus elementos son: • El Sistema Mundial de Observación (SMO) • El Sistema Mundial de Telecomunicación (SMT) • El Sistema Mundial de Proceso de Datos (SMPD) El SMO engloba todos los medios observacionales disponibles, entre los que se encuentran las estaciones de superficie tanto terrestres como oceánicas (estas últimas incluyen los buques del Sistema de Observación Voluntaria de la OMM), estaciones de observación de la atmósfera libre, radares, estaciones automáticas, boyas fijas y a la deriva, aviones, y satélites meteorológicos. El SMT consta de una red de telecomunicaciones de gran capacidad, que hace uso de todas las modernas técnicas de comunicación, ya sea vía satélite, miww w.

Fi s

ic

aA

.c om

croondas, o radioteletipo, y en la actualidad, en forma binaria entre computadoras, lo que hace posible que los servicios meteorológicos dispongan con gran rapidez, de datos y productos elaborados, de cualquier parte del mundo. Tan eficaz es el sistema, que se usa también para intercambiar datos oceanográficos y sísmicos, así como alertas en casos de accidentes de origen nuclear o químico. El SMPD de la VMM, está integrado por Centros Meteorológicos Mundiales (CMM), Centros Meteorológicos Regionales (CMR) y Centros Meteorológicos Nacionales (CMN). Los CMM elaboran análisis y pronósticos a escala mundial y los transmiten por el SMT; ellos son Washington (Estados Unidos), Melbourne (Australia) y Moscú (Rusia). Los CMR elaboran análisis y pronósticos a escala regional y los difunden a los CMN asociados. La Dirección Meteorológica de Chile dependiente de la Dirección General de Aeronáutica Civil, es el organismo responsable del quehacer meteorológico en el país, y cuyo propósito es satisfacer las necesidades de información y previsión meteorológica de todas las actividades nacionales. La OMM trata también de ayudar a los países en vías de desarrollo para que puedan establecer o perfeccionar, según corresponda, sus propios servicios meteorológicos, a través del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), del Programa de Cooperación Voluntaria de la OMM (PCV), y de fondos de su presupuesto ordinario. Además del programa operacional de la VMM, la OMM promueve mundialmente programas de investigación, en coordinación con otras instituciones tales como el Consejo Internacional de las Uniones Científicas y el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA). Entre los programas de mayor significación, cabe mencionar el Programa Mundial sobre el Clima, el Programa de Contaminación Atmosférica Global, el de Hidrología y Recursos Hídricos, los de Aplicaciones de la Meteorología, de Enseñanza y Formación Profesional, de Cooperación Técnica y finalmente, el Programa de Investigación de la Atmósfera y el Medio Ambiente. Este último incluye como “subprograma”, la Vigilancia de la Atmósfera Global (VAG), las investigaciones de la predicción meteorológica a corto, medio y largo plazo, las investigaciones sobre meteorología tropical y las investigaciones sobre la Física y la Química de las nubes y la modificación artificial del tiempo.
ww w.

Fi s

ic

aA

.c om

La Vigilancia de la Atmosfera Global (VAG) es un sistema genérico que abarca actividades internacionales destinadas a vigilar y estudiar los cambios de la composición atmosférica incluyendo el ozono y los gases de invernadero. Sus componentes principales son el Sistema Mundial de Observación del Ozono (SMOO3), y la Red de Control de la Contaminación General Atmosférica (en inglés BAPMoN). De estos dos programas participa Chile a través de la DMC, desde hace ya algunos años. Esta participación abarca la medición del ozono atmosférico, de la composición química de la atmósfera y de parámetros físicos relacionados. El Proyecto VAG incluye unos 88 países con unas 300 estaciones distribuidas en todo el mundo. De esas estaciones, sólo 22 son globales, es decir de referencia planetaria. La única estación global totalmente operacional en Sudamérica, es la estación de Ushuaia, Argentina. Como se estipula en el Convenio de la Organización Meteorológica Mundial, una de sus principales finalidades consiste en “facilitar la cooperación mundial para crear redes de estaciones que efectúen observaciones meteorológicas, así como hidrológicas y otras observaciones geofísicas relacionadas con la meteorología, y favorecer la creación y el mantenimiento de centros encargados de prestar servicios meteorológicos y otros servicios conexos”. En consonancia con lo anterior, los Miembros de la OMM explotan complejas redes espaciales, atmosféricas, terrestres y oceánicas de forma coordinada. En el 2007 los Miembros decidieron mejorar la integración del Sistema Mundial de Observación (SMO) de la OMM y los sistemas de observación que copatrocina la Organización, tales como el Sistema Mundial de Observación de los Océanos (SMOO), el Sistema Mundial de Observación Terrestre (SMOT) y el Sistema Mundial de Observación del Clima (SMOC). Este concepto se denomina el Sistema mundial integrado de observación de la OMM (WIGOS). Los programas de observación -como el (SMOC) y el (SMOO)- seguirán contribuyendo de manera importante a mejorar la recopilación de los datos necesarios para elaborar las predicciones climáticas y detectar el cambio climático. La Vigilancia de la Atmósfera Global (VAG) de la OMM facilita datos para las evaluaciones científicas y para las alertas tempranas de los cambios de la composición química y las características físicas conexas de la atmósfera que pueden tener efectos nocivos en el medio ambiente. Por medio de su Programa de Instrumentos y Métodos de Observación (PIMO), la OMM se ocupa de mantener la precisión de los instrumentos meteorológicos y, en particular, de las estaciones terrestres manuales y automáticas y los sistemas de observación espaciales, y vela por que suministren datos normalizados. Los sistemas de vigilancia y observación de la OMM serán un componente esencial de la Red mundial de sistemas de observación de la Tierra, cuya finaww w.

Fi s

ic

aA

.c om

lidad consiste en elaborar una red completa, coordinada y duradera de sistemas de observación de la Tierra para comprender mejor los problemas medioambientales y económicos mundiales, y poder hacerles frente.

1.2 Densidad de las estaciones. Las escalas de los fenómenos meteorológicos varían en el espacio y el tiempo, desde milímetros y segundos hasta dimensiones planetarias y semanas, respectivamente. Por lo tanto, la densidad de las estaciones y frecuencia de las observaciones, deberían estar en todas las escalas para detectar y estudiar todos los fenómenos meteorológicos. Esto no es posible y no ocurre por restricciones económicas. La OMM recomienda que las estaciones meteorológicas de superficie tengan resolución horizontal deseable de 250 kilómetros con ocho observaciones al día, y las de altura entre 500 – 1000 kilómetros con al menos dos observaciones diarias. Esto no se cumple en grandes áreas desérticas, selváticas, polares y oceánicas. Las horas de observación deben ser simultáneas en todas las estaciones del planeta, en hora TMG o TUC o Z. Las horas sinópticas fijas son 00, 06, 12 y18 TUC y las horas intermedias son 03, 09, 15 y 21 TUC. Las observaciones de las 00 y 12 TUC son las más numerosas y se intercambian para análisis globales y hemisféricos. Si se incluyen las de las 06 y 18 TUC se realizan los mapas regionales, y cuando se consideran las horas intermedias, se dibujan los mapas locales. En las estaciones de superficie, identificadas con un código de región, país y estación, las observaciones que se realizan se indican en la tabla 1.1. Tabla 1.1 Observaciones en la estación meteorológica.
REGULARES Tiempo presente Tiempo pasado Temperatura Humedad Presión Radiación Dirección y velocidad del viento Cantidad y tipo de precipitación Altura base de nubes Visibilidad horizontal ADICIONALES Tendencia de la presión Temperaturas extremas Evaporación Nubosidad y tipo de nubes Dirección del movimiento de las nubes Estado del suelo Fenómenos especiales
ww w.

Fi s

ic

aA

.c om

Las variables e instrumentos de medición se indican en la tabla 1.2. Tabla 1.2 Instrumentos en una estación sinóptica.
VARIABLE INSTRUMENTO Radiación Piranómetro Velocidad del viento Anemómetro Dirección del viento Veleta Temperatura Termómetro Humedad Psicrómetro Presión atmosférica Barómetro Tendencia de la presión Barógrafo Precipitación Pluviómetro Altura de la base de nubes Nefobasímetro Visibilidad Transmisímetro, videografo

1.3 Observaciones de altura. El radiosonda (figura 1.2), inventado por el meteorólogo ruso Molcanov en 1928, es un instrumento meteorológico destinado al estudio de las propiedades del aire en altura. Esencialmente consiste en un pequeño barómetro aneroide, un termómetro bimetálico y un higrómetro de absorción. Todo esto se coloca en una caja protectora que permite el paso del aire. La caja contiene también un pequeño transmisor de radio. Este conjunto se sujeta a un globo meteorológico (balón sonda) lleno de gas hidrógeno o helio, que se eleva aproximadamente 300 m/min, y es transportado por el viento. Con un receptor situado en el suelo es posible conocer la presión, la temperatura y la humedad atmosférica. El viento en altura puede determinarse observando el movimiento del globo con un teodolito. En la actualidad llevan acoplado un GPS y se puede saber en todo momento su ubicación y, por lo tanto, el viento dominante. Los equipos de radiosondeo permiten conocer el estado de la atmósfera mediante la medición de la presión, la temperatura, la humedad relativa y la dirección y velocidad del viento desde la superficie hasta más allá de los 25 o 30 Km de altura. Estas informaciones son de gran importancia, especialmente para el diagnóstico de situaciones meteorológicas con fuerte inestabilidad de estratificación que pueden ocasionar lluvias intensas. Normalmente se realizan dos radiosondeos diarios, a las 00 UTC y 12 UTC. Los modelos numéricos de predicción del tiempo necesitan de esta clase de información en su inicialización, ya que trabajan con datos de superficie pero también con mas de 20 caww w.

Fi s

ic

aA

.c om

pas de la atmósfera hasta alturas de mas de 15000 metros. Los datos de estos radiosondeos se introducen diariamente en los modelos meteorológicos, cosa que mejora substancialmente los pronósticos. En la figura 1.3 se muestra la red de estaciones de radiosondeos, con los símbolos que identifican a la estación, en Sudamérica y la Antártica. Los datos de radiosondeo deben informarse en niveles de presión estándar: 1000 – 850 – 700 – 500 – 400 – 300 – 250 – 200 – 150 – 100 hPa en la troposfera, y en la estratosfera en 70 – 50 – 20 y 10 hPa. Pero también se debe informar cualquier nivel especial donde las variables muestren singularidades notorias. En la figura 1.4 se muestra un radiosondeo de Antofagasta, Chile.

Figura 1.2. Radiosonda

ww

w.

Fi s

ic

aA

.c om

1.4 Satélites. Los satélites meteorológicos toman imágenes de la Tierra en bandas espectrales seleccionadas que están en la porción visible (VIS) e infrarroja (IR) del espectro electromagnético. También mucho satélites toman un tipo de imagen infrarroja conocida como de vapor de agua (WV). Aunque podemos ver igual que una foto de la Tierra, una imagen de satélite esta compuesta de miles de puntos llamados píxeles, análogas a las fotos de un diario. En una imagen de satélite, cada píxel tiene su propio tono o color, y cuando se juntan, los píxeles forman una imagen del sistema Tierra – atmósfera. La mayoría de las imágenes son tomadas en tono de gris. En este formato a cada píxel se el asigna un tono que representa un nivel de energía que siente el satélite, llamado valor de brillo. Los tonos son blanco, negro o un arreglo sombreado gris intermedio, llamado escala de grises. Típicamente en una imagen de satélite, existen 256 posibles valores de brillo o sombreados de grises.

ww

Figura 1.3 Estaciones de radiosondeo en Sudamérica y la Antártica.
w.

Fi s

ic

aA

.c om

Figura 1.4. Radiosondeo de Antofagasta, Chile.

ww

w.

Fi s

ic

aA

.c om

Los diferentes rasgos sobre la Tierra o en la atmósfera tienen diferentes valores de brillo, así los brillos relativos ayudan en la identificación de los rasgos en una imagen de satélite. En todos los tipos de imágenes el grado de contraste, o diferencia en tonos de grises, entre un objeto y su entorno es importante, a mayor contraste, mas fácil es la identificación de los rasgos en una imagen de satélite. Cuando el contraste es malo, se usan técnicas de fortalecimiento para hacer más fácil la interpretación. Para fortalecer una imagen, todos los píxeles son reiluminados para ubicar el rasgo de interés.

1.5 Gestión de la información. El Sistema de información de la OMM (SIO) es el pilar en el que se sustenta la estrategia de la OMM para gestionar y difundir la información sobre el tiempo, el agua y el clima en el siglo XXI. Proporciona un enfoque integrado y compatible con todos los programas de la OMM para que se puedan satisfacer las necesidades siguientes: la recopilación ordinaria y la difusión automatizada de datos y productos de observación, así como la búsqueda, consulta y recuperación de datos relativos al tiempo, el clima, el agua y otros datos conexos que producen los centros y los países miembros en el marco de los Programas de la OMM. La finalidad del SIO consiste en ampliar sustancialmente la capacidad de los países miembros de la OMM para recopilar y difundir datos y productos. Es el sistema central de información de los países miembros de la OMM y sirve de vínculo entre todos los programas de la OMM y los programas copatrocinados por la Organización que están relacionados con el tiempo, el clima, el agua y los desastres naturales. El Sistema se ha concebido tomando como base el Sistema Mundial de Telecomunicación de la OMM; utiliza elementos estándar y permite la adaptación progresiva de todos los países miembros. El SIO abarca tres tipos de centros. Para los fines de la conectividad regional y mundial, los Centros Mundiales del Sistema de Información (CMSI) recopilan la información destinada a la distribución ordinaria a nivel mundial y, al mismo tiempo, cumplen la función de centros de recopilación y distribución en sus esferas de responsabilidad; además, serven como puntos de acceso para las solicitudes de datos del SIO, mediante la utilización de portales unificados y de catálogos de metadatos exhaustivos. Los Centros de Recopilación de Datos o de Productos, vinculados a los CMSI, se encargan de recopilar o generar conjuntos de datos, productos de predicción, información procesada o con valor añadido, y/o de ofrecer servicios de archivo. Los Centros nacionales recopilan y distribuyen datos a escala nacional y coordinan o autorizan el uso del
ww w.

Fi s

ic

aA

.c om

SIO por los usuarios nacionales, normalmente en el marco de una política establecida por el representante permanente respectivo ante la OMM. La aplicación del SIO toma como punto de partida los sistemas de información existentes de la OMM, siguiendo un proceso evolutivo paulatino que consta de dos partes, las cuales deben desarrollarse en paralelo: Parte A: consolidación constante y mejora del Sistema Mundial de Telecomunicación de la OMM para que los datos esenciales desde el punto de vista del tiempo y el funcionamiento puedan satisfacer las necesidades operativas de los programas de la OMM, y no sólo de la Vigilancia Meteorológica Mundial. Se lleva a la práctica esencialmente con medios de telecomunicación especializados (enlaces arrendados, redes de datos, telecomunicaciones por satélite), que ofrecen una calidad de servicio garantizada; Parte B: ampliación de los servicios de información mediante servicios flexibles de búsqueda, consulta y recuperación de datos para usuarios autorizados, y mediante servicios flexibles de transmisión oportuna de datos. Se lleva a la práctica esencialmente por Internet. Los formatos de representación de datos de la OMM es decir, las claves determinadas por tablas se utilizan para el intercambio de datos operativos decisivos en tiempo real, pero el usuario podrá elegir entre una amplia variedad de opciones el formato de representación que prefiera. Como parte de las actividades de la VMM existe un Servicio de Información sobre el Funcionamiento (SIF), cuyo objetivo consiste en obtener de los Miembros de la OMM y de los Centros de la VMM, y en divulgar entre ellos, información pormenorizada y actualizada sobre las instalaciones, los servicios y los productos disponibles para el funcionamiento cotidiano de la VMM, y sobre la vigilancia del análisis de las operaciones.
ww w.

1.6 La red sinóptica regional. La figura 1.5 muestra la red sinóptica regional, formada por seis regiones; se incluye a la Antártica. Existen tres Centros Meteorológicos Mundiales (CMM): el de Washington en Estados Unidos, el de Moscú en Rusia y el Melbourne en Australia, conectados al Servicio Mundial de Telecomunicación (SMT). Operan supercomputadores que entregan análisis y pronósticos en escala global. Existen 23 Centros Meteorológicos Regionales (CMR). En la región III están el CMR de Brasilia, el de Buenos Aires y el de Maracaibo en Venezuela. También existen en cada país miembro, los Centros Meteorológicos Nacionales, en Chile se llama Dirección Meteorológica de Chile, DMC, ubicada en Santiago.

Fi s

ic

aA

.c om

Figura 1.5. Regiones de la red sinóptica regional.

ww

w.

Fi s

ic

aA

.c om

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->