Está en la página 1de 2

Amada

hija.

Fuiste ideada y elegida por m, te he hecho estar en lugares


y momentos especficos; no ests en este lugar por accidente, por error o equivocacin. Padre y te sostengo para que reflejes su gloria por encima de todo esfuerzo que haga el enemigo para destruirte o desanimarte.

Te amo muchsimo, te hablar de corazn a corazn:

Te llev al conocimiento del

Te he dado personalidad, habilidades, dones espirituales


y tu propia identidad en m, para que puedas alabar al Padre en la forma en que lo haces, para que puedas dar como das, ministrar como lo haces y amar como t amas. As es! tuve una gran idea. Todava no he terminado contigo. Hay una gran vida por delante, ese sueo que hay en ti se har realidad, no tienes que estar deprimida o agobiada. que dejes ya de sentirte fracasada y rechazada y que comiences a vivir como yo quiero, comprende que la voluntad del Padre es buena, agradable y perfecta. No te rindas, ests por recibir una gran bendicin. este da, porque te he bendecido. Este es el tiempo de entrar a servir, ya no como un bebe espiritual, sino como una mujer llena del poder de Dios, de su Espritu y de su Visin. he libertado para que puedas libertar a otros en mi nombre, gracias por haber venido a este congreso. Te amo con grande amor eterno.

Cuando pens en ti, Quiero

Cree en la palabra Te

Jess