Está en la página 1de 1
POLITICA HIDRAULICA Rio Aragon celebra los diez anos contra el recrecimiento de Yesa ©«Parece que nada haya cambiado, pues estamos en el mismo punto», dicen | ELPERGDICO La Asociati6n Rio Aragén contra el proyecto de recrecimiento de Yesa ‘celebré ayer los diez aios de la sma: nifestacién de los paraguass, la pri ‘mera gran movilizacién que se rez. liz6 contra este proyecto y que com _greg6 en Jaca a 5.000 personas de to- dala comarca. Diez alos después, apunté este colectivo, sparece qué nada haya cambiado, pues estamos ‘en el mismo punto que entoncess Asf, aseguraron que, aunque la ad- ministracion aprobé una declara- cidn de impacto ambiental, adju- dicé el proyecto y lo puso en mar cha, sha sido incapaz de levarloa cabo porque les argumentos que uti lizabamos entonces para oponernos siguen vigentess En opinién de la asociacion, se ‘rata de un pantano «insoidario con estas tierras, con graves problemas sgeol6gicos, con una declaracién de impacto ambiental irregular y scon- cebido para el trasvases. Rio Aragén Jamenté que nunca quisieran escu- charles ni stomarles en serio», de nuncié que quisieran engafar ala sociedad «con una falsa mesa de ‘logo lamatla Comision del Agua» y records que ha realizado decenas ‘de manifestaciones en Artieda, Jaca, Huesca, Zaragoza, Barcelona, Ma did, Valencia, Malaga e incluso Bro- elas. ‘Ademés, han Mevado a cabo dos huelgas de hambre, encadenamien- tos, acampadas, marchas, cortes de PERODICO DEARAGOM 10/01/7008 carreteras, ascensiones a montaiias, descenso de rios, recogidas de fir ‘mas, conciertos y recursos judiciales para defender sus derechos. Au ju cio, el tiempo les ha dado la razén porque los problemas geol6gicos «se hhan puesto de manifiesto y hacen inviable el proyecto» al tiempo que record que el ministerio va areal zar una nueva evaluacién de impac to ambiental, vante las carencias de laanterior, que a buen seguro des- cartard el proyecto Asimismo, desde la asociacién apuntaron que todo el mundo reco- noce que el recrecimiento se gest «para poder abastecer el trasvase desde ia cuenca del Ebro y no a Zara goza» y aseguraron que las alternati- ‘vas ese han puesto en marcha, como cl recrecimiento de Malvecino». =