Disfruta de millones de libros electrónicos, audiolibros, revistas y más

A solo $11.99/mes después de la prueba. Puedes cancelar cuando quieras.

Técnicas básicas de electricidad de vehículos. TMVG0109

Técnicas básicas de electricidad de vehículos. TMVG0109

Leer la vista previa

Técnicas básicas de electricidad de vehículos. TMVG0109

valoraciones:
5/5 (1 clasificación)
Longitud:
437 páginas
5 horas
Editorial:
Publicado:
16 ene 2017
ISBN:
9788417026042
Formato:
Libro

Descripción

Libro especializado que se ajusta al desarrollo de la cualificación profesional y adquisición de certificados de profesionalidad. Manual imprescindible para la formación y la capacitación, que se basa en los principios de la cualificación y dinamización del conocimiento, como premisas para la mejora de la empleabilidad y eficacia para el desempeño del trabajo.
Editorial:
Publicado:
16 ene 2017
ISBN:
9788417026042
Formato:
Libro


Relacionado con Técnicas básicas de electricidad de vehículos. TMVG0109

Leer más de Bernabé Jiménez Padilla

Libros relacionados

Vista previa del libro

Técnicas básicas de electricidad de vehículos. TMVG0109 - Bernabé Jiménez Padilla

Bibliografía

Capítulo 1

Sistemas eléctricos básicos del vehículo

1. Introducción

La electricidad complementa a la mecánica para hacer que el funcionamiento general del vehículo se realice de forma coherente. El conocimiento de las magnitudes fundamentales de la electricidad, como son la tensión, la intensidad y la resistencia, y la relación que las une harán que en su aplicación a los vehículos se obtenga un conocimiento del porqué de su instalación.

Los instrumentos de medición eléctrica proporcionan datos rápidos y reales de las magnitudes eléctricas, sirviendo también para la comprobación del buen o mal funcionamiento de los circuitos del vehículo, necesarios para la coordinación de movimientos que en ellos se producen.

La electricidad necesaria para el arranque del motor se toma de la batería, y por medio de un motor eléctrico se crea el primer impulso que hace moverse al motor térmico.

La chispa eléctrica que hace inflamarse los gases en los cilindros de explosión ha sido transformada previamente en un circuito de encendido formado por una bobina que eleva la tensión eléctrica y la distribuye de manera secuencial. Este sistema convencional está dejando paso a otros de tipo electrónico, que utilizan el control de la unidad central para la toma de datos y la emisión de órdenes.

Elementos como el fusible y el relé regulan los circuitos en intensidad y aprovechan las propiedades magnéticas de la electricidad para proporcionar movimientos en los mecanismos del vehículo.

2. Elementos generales en los vehículos

A modo de introducción, para su posterior estudio, es necesario identificar de manera general la situación de los elementos más importantes que se encuentran en los vehículos del tipo turismo, aplicado también a muchos vehículos de medio y gran tonelaje.

Importante

A la hora de trabajar con los principales sistemas de los vehículos hay que tener una idea muy clara de dónde están situados y su distribución.

Observando la imagen siguiente como mapa general, se puede situar claramente la mayoría de los elementos que componen los vehículos, algo esencial para el estudio de los que funcionan con electricidad.

2.1. Sistemas y elementos auxiliares del motor

Los vehículos se encuentran formados por diferentes sistemas independientes que unidos consiguen el movimiento de las ruedas para los desplazamientos por la vía de circulación.

Todos estos sistemas unidos de manera mecánica y eléctrica son necesarios en todos los vehículos a motor. Hay que pensar que un vehículo dispone de todos los sistemas mecánicos diferentes, así como la gran mayoría de los controles eléctricos y electrónicos que en la actualidad se encuentran en la ingeniería.

Para que un vehículo se desplace por la carretera son necesarios, además del motor, una serie de sistemas compuestos por elementos auxiliares que inician el movimiento y lo transforman a través de transmisiones eléctricas y mecánicas, para que se produzca el movimiento lineal y curvilíneo en los cambios de dirección. Algunos de ellos son:

El motor de arranque, de tipo eléctrico, que inicia el movimiento en el motor de combustión por medio del contacto de la llave de encendido.

El distribuidor (delco), que proporciona la chispa en la bujía para el encendido de la mezcla combustible.

Nota: el delco en los motores de explosión es el aparato distribuidor que hace llegar por turno la corriente de alto voltaje a cada una de las bujías.

La dirección y el diferencial, que ayudan a realizar los cambios de dirección en las curvas.

El cigüeñal,que transmite el movimiento circular por medio de correas, cadenas y trenes de engranajes a otras partes el vehículo.

El cárter, que lubrifica las zonas de contacto entre elementos en movimiento.

La refrigeración del motor, que controla las elevadas temperaturas que se producen por la explosión y combustión.

La caja de cambio y el embrague,que permiten un aprovechamiento de la fuerza y velocidad en el movimiento del vehículo.

La amortiguación y las ruedas, que permiten un tránsito más seguro y cómodo para los que utilizan el vehículo.

El circuito de escape de gases utilizados, que evitan la contaminación externa en el medio ambiente.

3. Unidades y magnitudes (intensidad, tensión y resistencia)

En los vehículos a motor se utiliza la electricidad para el funcionamiento de muchos de sus elementos. El conocimiento básico de las variables que intervienen en la electricidad, tanto de corriente continua como alterna, ayuda a la identificación de los problemas que pudieran aparecer en los vehículos de todo tipo.

Sabía que...

La Ley de Ohm recibe su nombre del físico alemán Georg Ohm, conocido principalmente por su investigación sobre las corrientes eléctricas.

La intensidad, la tensión y la resistencia están unidas por la Ley de Ohm, básica en el cálculo de los circuitos eléctricos de todo tipo.

3.1. La corriente eléctrica

Es el fenómeno que se produce cuando se desplazan los electrones (e-) libres de un cuerpo que los tiene en exceso (electronegativo) hacia otro cuerpo que tiene menos electrones (electropositivo), cuando estos se encuentran unidos por un elemento conductor.

Los electrones en el átomo se encuentran realizando trayectorias alrededor del núcleo formado por protones (positivos) y neutrones (sin carga), de modo que cuando un material se une a otro, el conductor hace de camino para que uno ceda electrones al otro y se consiga el equilibrio entre los dos.

El camino para el desplazamiento de los electrones de un cuerpo a otro es un material, que dentro de su forma les permite el paso en los huecos de su constitución atómica.

Si se ponen en contacto dos cuerpos que se encuentran a diferente potencial, uno cargado más positivamente y otro cargado más negativamente, por medio de un elemento llamado conductor, se producirá un paso de electrones del cuerpo que más tiene al que menos, para conseguir el equilibrio entre los tres.

3.2. Magnitudes elementales (V I R). Ley de Ohm

En cualquier circuito eléctrico, ya se trate de corriente continua (CC) o corriente alterna (CA), existen tres variables que son la Tensión (V), la Intensidad (I) y la Resistencia (R), relacionadas por la Ley de Ohm.

La Tensión (V), también llamada diferencia de potencial, es la diferencia de electrones que existen entre dos cuerpos cargados que se ponen en contacto. Un cuerpo estará a más tensión o tendrá mayor potencial cuando el número de electrones libres de que dispone para abandonarlo hacia otro cuerpo sea mayor que el cuerpo a donde llegan.

La unidad de tensión eléctrica es el voltio (V), por lo que tradicionalmente también se denomina voltaje a la tensión de un circuito.

Sabía que...

El voltio recibe su nombre en honor a Alessandro Volta, quien en 1800 inventó la pila voltaica, la primera batería química.

La Intensidad (I) es la cantidad de corriente eléctrica que es capaz de circular por un conductor, en un tiempo determinado, cuando existe una diferencia de potencial entre los dos cuerpos. Siempre estará en función del tamaño de la sección y del material por donde se desplazan los electrones.

La unidad de intensidad eléctrica es el amperio (A).

La Resistencia (R) es la oposición que un cuerpo, o el conductor que une dos cuerpos, opone al paso de los electrones a través de él. Según el material y las dimensiones de la sección, un conductor puede tener mayor o menor resistencia, ya que los huecos que tiene en su estructura dejan más o menos paso a los electrones libres.

La unidad de resistencia eléctrica es el ohmio, representado por la letra griega omega (Ω).

La Ley de Ohm relaciona estas tres magnitudes -Tensión, Intensidad y Resistencia-: el voltaje o diferencia de potencial que existe en un circuito eléctrico cerrado depende de la resistencia que el conductor oponga al paso de la intensidad de corriente eléctrica representada por los electrones libres que realizan el camino.

En la imagen siguiente, que representa un circuito eléctrico de corriente continua (CC), se observa que cuando el interruptor está cerrado, el exceso de electrones (e-) que se encuentran en el generador (pila) realizan el camino a través del conductor hacia el polo negativo de la pila, encontrando en su camino una resistencia eléctrica (lámpara) que hace caer parte de la tensión transformándose en luz y calor.

En los vehículos, la aplicación del circuito eléctrico de corriente continua se tiene cuando se enciende la luz de los faros, tomada la electricidad acumulada en la batería.

Como ejemplo general, pensar que en los edificios de viviendas se utiliza la corriente alterna a 230 V de tensión, donde la resistencia general está formada por el conjunto de elementos de consumo interior (circuito pasivo) que se encuentran en las viviendas como lámparas, apliques, bases de enchufe y conexiones a aparatos electrodomésticos, e instalaciones comunes de fuerza en los edificios como grupos de presión o motores y mecanismos del ascensor.

De esta manera siempre existen las tres magnitudes de Tensión, Intensidad y Resistencia, cuando el circuito se encuentre cerrado o en carga, relacionadas por la Ley de Ohm.

En los vehículos, la aplicación del interruptor con circuito abierto o circuito cerrado se encuentra en la llave de contacto para encender el motor.

Importante

La llave de contacto para encender el motor de un vehículo es un ejemplo de aplicación del interruptor con circuito abierto o cerrado.

Actividades

1. Investigar qué sucede cuando en una casa se enciende la luz y se apaga, dónde está la resistencia eléctrica del circuito y por dónde llega a ella la corriente.

3.3. Potencia eléctrica. Efecto Joule

Cuando los electrones se desplazan a través del conductor del circuito eléctrico encuentran a su paso resistencias que hacen que la tensión eléctrica se transforme en luz o se consuma moviendo algún mecanismo que tiene un motor. Se produce un trabajo realizado en una unidad de tiempo.

Está relacionada, la potencia eléctrica, directamente con la tensión del circuito y con la intensidad durante el tiempo en el que el circuito eléctrico está cerrado, circulando a través de él los electrones libres.

La unidad de potencia eléctrica es el vatio (W), que representa el trabajo de fuerza mecánica realizado en la unidad Julio (J), en un intervalo de tiempo (t).

Ese trabajo es la potencia eléctrica que se puede transformar, por ejemplo en potencia mecánica al moverse algún mecanismo.

Otra característica muy importante que posee la electricidad es que con el aumento de la intensidad se consigue una gran cantidad de energía en forma de calor que hace que se puedan romper los conductores que transportan la energía eléctrica, debido al Efecto Joule.

Sabía que...

El Efecto Joule recibe su nombre en honor a su descubridor, el físico británico del siglo XIX James Prescott Joule.

El calor generado (Q) está en función del cuadrado de la Intensidad eléctrica (I), la Resistencia del circuito (R) y el tiempo durante el cual el circuito está cerrado (t), moviéndose los electrones (e-) a través de él.

Esta propiedad tan importante hace que se pueda producir calor en un aparato eléctrico cuando este dispone de una resistencia muy grande que necesita gran intensidad eléctrica para atravesarla, debido a los choques internos de los electrones dentro de ella. La aplicación más general es la estufa, cocina o calentador de agua eléctrico.

3.4. Materiales conductores, semiconductores y aislantes

Sabido es que un material conductor es el que permite el paso de la electricidad a través de él. En realidad todos los materiales son conductores de la electricidad, pero como cada uno es diferente, unos tienen más facilidad que otros para permitir el paso de los electrones libres. Esta característica está relacionada con los movimientos que se producen dentro del mismo cuerpo a nivel atómico, ya que, por ejemplo, los metales tienen sus átomos más quietos que los átomos que contiene la madera.

De esta forma un material por su constitución propia puede ser conductor, semiconductor o aislante.

Un material conductor permite el paso de electrones libres a través de él. Los metales por su constitución atómica en forma de red tienen menos movimientos de sus átomos de forma que existen más huecos por donde los electrones pueden circular.

Un material aislante tiene sus átomos en continuo movimiento de forma que no existen tantos huecos para el paso libre de los electrones. La madera y el plástico son algunos ejemplos de materiales aislantes de la electricidad.

Un material semiconductor es aquel que puede permitir el paso de los electrones libres a través de él, dependiendo de las condiciones de temperatura a la que se encuentre, la radiación o la presión a la que esté sometido. El silicio (arena) es el material más utilizado en la electrónica para realizar circuitos en los que se necesita en ocasiones deja pasar o no la electricidad a través del elemento.

La resistividad, nombrada mediante la letra griega ro (ρ), es la propiedad que tiene cada material para permitir el paso de los electrones a través de él. Varía bastante en cada material, incluso en los metales considerados siempre buenos conductores de la electricidad.

Definición

Resistividad

Es la resistencia eléctrica específica de una determinada sustancia o material.

Actividades

2. Realizar de memoria un listado de materiales conductores y no conductores de la electricidad.

Los líquidos como el agua también son conductores de la electricidad, y si además se encuentran mezclados con diferentes compuestos salinos, facilitan el movimiento de los electrones. En la galvanotecnia, para conseguir recubrimientos de protección en los metales, el cromado, cincado y galvanizado utilizan las propiedades de la electricidad para pasar electrones de un material a otro.

En la imagen anterior, se puede ver el proceso de electrólisis con un ánodo de sacrificio de cobre, el cual al paso de la electricidad de corriente continua que genera la pila, con los conductores y en presencia de un baño de sulfato de cobre, se deposita en el metal a recubrir.

En los vehículos, las propiedades de algunos líquidos para transportar las cargas eléctricas se encuentran en la batería, que proporciona electricidad de corriente continua a algunos elementos.

Recuerde

La galvanotecnia es la rama tecnológica que agrupa a aquellos procesos en los que se logra depositar una capa metálica continua y adherente sobre la superficie de un conductor inmerso en un electrólito, con el uso de la corriente eléctrica. Al proceso de deposición en particular se le denomina recubrimiento electrolítico.

3.5. Corriente continua y alterna

Existen dos tipos de corrientes eléctricas, que se definen observando los cambios que se

Has llegado al final de esta vista previa. ¡Regístrate para leer más!
Página 1 de 1

Reseñas

Lo que piensa la gente sobre Técnicas básicas de electricidad de vehículos. TMVG0109

5.0
1 valoraciones / 0 Reseñas
¿Qué te pareció?
Calificación: 0 de 5 estrellas

Reseñas de lectores