Disfruta de este título ahora mismo, y de millones más, con una prueba gratuita

A solo $9.99/mes después de la prueba. Puedes cancelar cuando quieras.

El perro de compañía

El perro de compañía

Leer la vista previa

El perro de compañía

Longitud:
136 páginas
49 minutos
Publicado:
Aug 22, 2018
ISBN:
9781644615485
Formato:
Libro

Descripción

La compra y la posterior cría de un perro de compañía requiere por parte de su futuro dueño una serie de decisiones fundamentales: ventajas e inconvenientes de cada raza, el sexo, el color, la elección del punto de venta, la edad del perro.
Independientemente de que esté destinado a un niño, a una persona sola, a una pareja o a una persona de edad, el dueño ha de ser capaz de afrontar todas las dificultades que implica convivir con el perro: la educación, la alimentación, la prevención y el tratamiento de las enfermedades, la reproducción, la actividad física.
El lector encontrará en este libro los consejos necesarios para vivir del mejor modo posible con el perro de compañía, ilustrados con numerosas fotografías didácticas. Su principal aspiración será vivir a nuestro lado y establecer un vínculo afectivo indisoluble.
Publicado:
Aug 22, 2018
ISBN:
9781644615485
Formato:
Libro

Sobre el autor


Relacionado con El perro de compañía

Leer más de Florence Desachy

Libros relacionados

Vista previa del libro

El perro de compañía - Florence Desachy

Conclusión

PRÓLOGO

Un perro de compañía es realmente diferente de otro perro?

Sí, porque se le ha elegido para vivir en familia o junto a una persona sola, pero en cualquier caso en un ambiente familiar. Por consiguiente, debe encontrar en el hogar un equilibrio de vida que le permita mantener una buena relación con su amo. No queremos decir que tenga que ser el rey de la casa, pero sí el compañero de todos.

Esta obra propone al lector una selección de razas particularmente adaptadas a la vida familiar. Ello no excluye la posibilidad de escoger para compañía una raza de guarda, pero en tal caso debemos ser conscientes de que el animal tendrá la necesidad de desempeñar una función en la casa.

En efecto, los perros de guarda, de caza, de pastor pueden ser perros de casa magníficos, pero si se limitan a la compañía, les faltará algo.

Un perro de compañía es feliz cumpliendo esta única función, viviendo junto a su dueño.

Esta obra da una serie de claves para que el propietario pueda instaurar una buena relación con el perro y pueda mantenerlo en forma, mental y físicamente.

HELENA COMBRISSON

Veterinaria

Profesora de fisiología

en la Escuela de Veterinaria de Alfort

(© P. Visintini)

INTRODUCCIÓN

El proceso de elección de un perro de compañía se divide en varias etapas. Primero hay que elegir la raza, luego los caracteres anexos: sexo, color. Conviene saber a qué edad comprarlo y dónde. Después deberemos tomar una serie de precauciones en relación con la garantía de compra. En este libro hemos planteado una serie de preguntas a las que nosotros mismos hemos dado respuesta, para facilitar al lector toda la información que necesita para convivir en las mejores condiciones con el perro. Para ello partimos de la premisa de que se trata de un perro de compañía que no desempeña ninguna función concreta (cazar, custodiar, etc.). Su razón de ser es el vínculo afectivo con un niño, con una persona sola, con una pareja o con toda una familia. Esto no significa que no haga nada, que no tenga que ser educado o que no tenga unas necesidades que el dueño debe satisfacer.

Ni demasiado pronto, ni demasiado tarde

La edad idónea para adquirir un perro de compañía se sitúa en torno a los dos y los tres meses. Aunque el destete tiene lugar a las seis semanas, el cachorro todavía necesita a la madre durante un tiempo. Nada nos impide formalizar la compra antes de esta edad y dejar el cachorro en el criadero hasta que creamos conveniente.

Pasados tres o cuatro meses, el cachorro ha adquirido muchos hábitos, y es más difícil de educar, aunque no imposible.

Un aspecto a considerar es el sexo. En términos generales, las hembras son más afectuosas que los machos. El problema principal son los dos periodos de celo al año de las hembras. El macho suele tener un carácter más dominante con las personas de su entorno y con los otros perros. Por lo tanto, su educación debe ser un poco más estricta, hecho que no siempre coincide con los deseos del dueño de un perro de compañía.

La elección de un cachorro entre toda una camada

La elección del cachorro puede estar basada en un primer impulso o en una decisión más reflexionada, recurriendo a un test de carácter. Aunque puede haber ingredientes de ambas opciones, es preferible empezar por buscar primero un cachorro equilibrado y, después, entre todos los seleccionados, podremos guiarnos por criterios más subjetivos: color, talla, peso, vivacidad.

Atención: algunas características físicas pueden ser motivo de decepción. El color del manto del cachorro no siempre coincide con el color del adulto. Para hacerse una idea de la talla futura del cachorro, deberemos mirar la longitud y el grosor de las patas, más que las dimensiones del cuerpo.

Un perro de compañía para un niño

En términos generales, un niño puede tener un perro a partir de los 7 u 8 años. A esta edad un niño ya es capaz de entender que un animal se resista a hacer algo y que no

Has llegado al final de esta vista previa. ¡Regístrate para leer más!
Página 1 de 1

Reseñas

Lo que piensa la gente sobre El perro de compañía

0
0 valoraciones / 0 Reseñas
¿Qué te pareció?
Calificación: 0 de 5 estrellas

Reseñas de lectores