Encuentra tu próximo/a libro favorito/a

Conviértase en miembro hoy y lea gratis durante 30 días
Cómo construir la autodisciplina para el ejercicio: Técnicas y estrategias prácticas para desarrollar el hábito del ejercicio de por vida

Cómo construir la autodisciplina para el ejercicio: Técnicas y estrategias prácticas para desarrollar el hábito del ejercicio de por vida

Leer la vista previa

Cómo construir la autodisciplina para el ejercicio: Técnicas y estrategias prácticas para desarrollar el hábito del ejercicio de por vida

valoraciones:
4/5 (2 valoraciones)
Longitud:
123 página
1 hora
Publicado:
Oct 15, 2017
ISBN:
9781386141518
Formato:
Libro

Descripción

Cómo construir la autodisciplina para el ejercicio: Descubre estrategias comprobadas para finalmente ponerte en forma y ejercitarte diariamente el resto de tu vida

Dondequiera que vas encuentras gimnasios, videos y libros de ejercicio anunciando cómo pueden ayudarte a ponerte en forma de manera rápida y fácil. Incluso es probable que ya hayas invertido dinero en ellos, prometiéndote que ESTE será el año en que por fin te pondrás en forma, rebajarás esos kilos de más, y te convertirás en la persona llena de energía que sabes que se oculta en tu interior. Desafortunadamente, la vida cotidiana se interpone y caes en el hábito de “Voy a empezar mañana”.

Tu motivación disminuye y tu autodisciplina no es suficiente para impulsarte a alcanzar tus metas. Empiezas a poner pretextos: te sentirás muy dolorido después de hacer ejercicio, ha pasado demasiado tiempo desde que te ejercitaste por última vez, no tienes fuerza de voluntad, tus amigos y familiares te dicen que seas feliz como eres, piensas que eres demasiado débil, inflexible o poco apto para el ejercicio, y un largo etc. Alguna vez comenzaste un programa de acondicionamiento físico, pero no pudiste mantenerte al día con las metas semanales o mensuales, por lo que te frustraste y te diste por vencido.

Todo eso te ha llevado a creer que eres incapaz de iniciar y seguir un programa de ejercicios. Tienes miedo de carecer de la suficiente fortaleza mental o física, pero aún así tienes la esperanza de que algún día una píldora mágica cambiará todo eso.

La magia existe hoy, pero no es tan fácil o rápida como tomar una píldora. Sin embargo, puede ser simple y agradable. Cómo construir la autodisciplina para el ejercicio es una guía práctica y concisa para introducir y mantener el hábito del ejercicio en tu vida. En su interior, aprenderás:

- por qué el tipo de motivación más común que las personas utilizan para ejercitarse suele ser ineficaz (y qué tipos de motivación son mucho más fuertes)

- la “P” incorrecta que te llevará a rendirte cuando enfrentes obstáculos

- cómo superar la postergación y finalmente comenzar a hacer ejercicio, incluyendo un truco ligeramente incómodo que garantizará que te ejercites abundantemente

- cómo encontrar tiempo para hacer ejercicio a pesar de tener un horario agitado (y el sorprendente razonamiento matemático que demuestra que en realidad pierdes tiempo cuando no haces tiempo para el ejercicio)

- trucos y consejos prácticos para mantenerte motivado para siempre

- cómo disfrutar del ejercicio al mismo tiempo que recibes los beneficios más poderosos del mismo (una pista: si trabajar en tu plan de acondicionamiento físico implica “trabajar” entonces no es un buen plan de acondicionamiento)

- cómo lidiar con otras personas, las expectativas equivocadas, y la negatividad (tanto en tu entorno como en ti mismo cuando toma la forma de autocrítica o de dudas)

Al combinar y llevar a cabo los consejos compartidos en los seis capítulos de este libro, apoyados por más de 80 referencias a estudios científicos y expertos confiables, obtendrás ayuda para formar un nuevo hábito y realizar uno de los cambios más importantes que harás en tu vida.

Publicado:
Oct 15, 2017
ISBN:
9781386141518
Formato:
Libro

Sobre el autor


Relacionado con Cómo construir la autodisciplina para el ejercicio

Libros relacionados


Dentro del libro

Mejores citas

  • En palabras de Leo Babauta, blogger en ZenHabits.net, “hazlo tan fácil que no puedas decir que no”[17].

  • Si deseas maximizar tus posibilidades de formar un hábito regular de ejercicio, es necesario que tengas al menos un poderoso motivador intrínseco.La manera más sencilla de encontrar este motivador es encontrar una actividad física que disfrutes hacer.

  • Es un desafío físico y mental que resulta perfecto para una motivación duradera. Los beneficios adicionales – un mejor físico y más fortaleza – son solo algunas de las ventajas, pero no son los objetivos finales.

  • Un buen ejemplo de motivación extrínseca es la responsabilidad o rendición de cuentas (analizada más adelante). Puede hacer maravillas para introducir un hábito regular de ejercicio cuando se diseña de la manera correcta.

  • Como alternativa, recompénsate con una comida saludable, una siesta, un masaje, una noche fuera con tus amigos; cualquier cosa que te haga sentir bien sin arruinar tu progreso de acondicionamiento físico.

Vista previa del libro

Cómo construir la autodisciplina para el ejercicio - Martin Meadows

Meadows

Suscríbete a mi boletín informativo

Me gustaría seguir en contacto contigo. Suscríbete a mi boletín y podrás escuchar acerca de mis nuevos lanzamientos, recibirás artículos gratuitos, podrás participar en sorteos y recibirás otros correos electrónicos valiosos creados por mí.

Aquí está el enlace para suscribirte:

http://www.profoundselfimprovement.com/boletin

Prólogo

Imagina que existe una píldora que mejora tu capacidad para resistir las tentaciones y perseverar. Ahora tu vida es mucho mejor porque es muy fácil alcanzar tus metas. La píldora también te ofrece otros beneficios como:

- una significativa disminución del estrés percibido y la angustia emocional,

- menor consumo de tabaco, alcohol y cafeína,

- un incremento en la alimentación saludable,

- una mejora del control emocional,

- mejor cumplimiento de los compromisos asumidos y de las tareas domésticas,

- un aumento en la supervisión de tus gastos,

- una mejora en los hábitos de estudio.

Además, no tiene efectos secundarios y está ampliamente disponible en todas partes de forma gratuita, o a un precio muy bajo. ¿Cuántas píldoras te gustaría ordenar hoy si tal píldora existiera?

De hecho, sí existe, aunque no es en forma de píldora. Se llama ejercicio. Todos los beneficios mencionados arriba provienen de un estudio australiano llevado a cabo en 2006 entre 24 personas de 18 y 50 años que no se ejercitaban y que comenzaron a hacer ejercicio por un período de dos meses (solo una vez por semana durante el primer mes, y tres veces a la semana durante el segundo mes)[1]. Este es solo uno de los cientos, si no es que miles, de estudios que exploran los efectos positivos del ejercicio.

No hay duda de que la actividad física regular no solo es una opción; es una necesidad, tanto para tu mente como para tu cuerpo.

La píldora que mencionamos se convertiría instantáneamente en un éxito de ventas en todo el mundo. Desafortunadamente, el ejercicio no vende igual de bien. La Encuesta Nacional de Entrevistas de Salud de los Estados Unidos de 2014 (NHIS, por sus siglas en inglés), refleja un pésimo panorama. Entre los adultos mayores de 18 años, el 30.2% de los estadounidenses se consideran inactivos con respecto a las pautas de actividad aeróbica, y el 19.8% de ellos no son lo suficientemente activos[2].

Además, solo el 3.2% cumplió con las pautas totales de fortalecimiento muscular; el 28.5% cumplió con las pautas totales de actividad aeróbica, y solo el 21.4% cumplió con las pautas totales tanto de actividad aeróbica como de fortalecimiento muscular.

De acuerdo con un estudio realizado en 2009[3], la segunda barrera más común en la formación de un hábito de ejercicio (después de la falta de apoyo) es la falta de voluntad. Aquí radica la dificultad al promocionar el ejercicio – algo que toma tiempo y esfuerzo – en comparación con una píldora que genera resultados instantáneos.

Afortunadamente, aunque no existe una píldora mágica, sí existe el ejercicio. Además, tampoco es tan difícil introducirlo a tu vida como para tener que esperar a que aparezca la píldora. Lo único que necesitas son técnicas y estrategias prácticas comprobadas para formarte el hábito del ejercicio.

Como autor de libros como Cómo construir la autodisciplina: resiste tentaciones y alcanza tus metas a largo plazo y Autodisciplina diaria: Hábitos cotidianos y ejercicios para construir la autodisciplina y alcanzar tus metas, la autodisciplina es mi principal área de especialización.

Quiero ayudarte a romper las barreras más comunes para lograr que el ejercicio sea parte de tu vida y finalmente desarrollar un hábito permanente para que puedas sentirte más saludable, más vibrante, alegre, y que disfrutes de los demás beneficios que proporciona el ejercicio físico regular.

En las siguientes páginas aprenderás:

- cómo motivarte para hacer ejercicio. Vamos a profundizar en tres diferentes tipos de motivación, dos tipos opuestos de motivación adicionales, y cómo pueden ayudarte a ser más activo. También analizaremos estrategias prácticas para manejar la postergación;

- cómo encontrar tiempo para ejercitarte, lo cual es un motivo común por el que las personas son inactivas. Aprenderás sobre el horrible compromiso que estás haciendo al no ejercitarte debido a la falta de tiempo. También aprenderás cuándo ejercitarte, así como diversas maneras poco obvias de encontrar más tiempo para hacer ejercicio;

- cómo permanecer motivado para ejercitarte. A menudo es fácil empezar, pero es difícil continuar. Aprenderás una gran variedad de maneras para mejorar tu motivación, cómo tomar un descanso sin destruir tu hábito de ejercicio, además de descubrir cómo prevenir lesiones, reducir el dolor y mejorar la recuperación para que no puedas poner pretextos debido a dolor;

- cómo disfrutar del ejercicio. Los consejos sobre cómo disfrutar del ejercicio están esparcidos por todo el libro, pero en este capítulo nos centraremos completamente en uno de los consejos más simples (y más eficaces), que probablemente transformará completamente tu actitud hacia el ejercicio (si siempre has tenido problemas manteniendo un hábito regular de ejercicio, es posible que seas víctima de este enfoque negativo que a menudo es elogiado en muchos gimnasios);

- cómo lidiar con otras cuestiones relacionadas con el ejercicio, como tratar con otras personas, manejar tus expectativas relacionadas con la actividad física, y lidiar con la incomodidad, la autocrítica y la incomodidad al acudir al gimnasio por primera vez o al intentar practicar un deporte nuevo.

Si no te has ejercitado por mucho tiempo, lo más probable es que hayas empezado a creer que el ejercicio no es para ti o que no eres lo suficientemente fuerte – ya sea mental o físicamente – como para poner en práctica los conocimientos de este libro.

Afortunadamente, esto no podría estar más lejos de la verdad, y existen formas sencillas – aunque no siempre fáciles – de arreglar esta actitud. Al combinar y llevar a cabo los consejos compartidos en los seis capítulos de este libro, apoyados por más de 80 referencias a estudios científicos y expertos confiables, obtendrás ayuda para formar un nuevo hábito y realizar uno de los cambios más importantes que harás en tu vida.

Vamos a embarcarnos en este viaje para aprender cómo lograrlo.

Capítulo 1: Cómo motivarte para hacer ejercicio

Si eres como la mayoría de la gente que tiene dificultad para motivarse al ejercitarse, el saber que la actividad física es buena para ti no significa nada. Necesitas algo más para inspirarte a levantarte del sofá y activar tu cuerpo, pero no estás seguro de qué es.

De todos los desafíos relacionados con la formación de un hábito de ejercicio regular, comenzar es probablemente el más difícil. Por esta razón, este capítulo abarcará exactamente cómo superar la pereza o la renuencia y comenzar a hacer ejercicio.

Empezaremos por cubrir tres diferentes tipos de motivación y cómo estos pueden ayudarte a comenzar a ejercitarte. Además de analizarlos, hablaremos sobre las motivaciones push y pull es decir, de empuje y de atracción, y cómo la mayoría de la gente elige la P incorrecta y se da por vencida al enfrentar obstáculos.

Posteriormente, profundizaremos en una de las ideas más poderosas para motivarte a ejercitarte y continuar haciéndolo. Con este simple – aunque un poco incómodo – truco puedes encender una pasión interior que garantizará que te ejercitarás abundantemente.

Por último, pero no menos importante, pasaremos a la cuestión de la postergación y cómo finalmente lograr dejar de posponer el ejercicio. Es complicado comenzar a hacer ejercicio cuando tienes el hábito de dejar todo para más tarde. Aprenderás cómo hacer de la actividad física un comportamiento automatizado para que no tengas que ejercer tu fuerza de voluntad cada vez que necesites estar activo.

Sin más preámbulos, comencemos por analizar tres tipos de motivación: extrínseca, intrínseca, y prosocial.

Motivación extrínseca

La motivación extrínseca es un tipo común de motivación, pero no suele funcionar tan bien como la gente lo espera. Se relaciona con la motivación proveniente del resultado que deseas alcanzar[4]. Se basa en sucesos, centrándose en la recompensa al final del camino.

La competencia es un ejemplo de motivación extrínseca. Tú no compites solo por realizar la actividad (por ejemplo, jugar tenis), sino para ganar la competencia y recibir un trofeo.

La motivación extrínseca puede tratarse de recompensas o de castigos externos. En el ejemplo más clásico, un estudiante obtiene una buena calificación por su buen desempeño en un examen, y una mala calificación cuando falla.

Cuando se aplica al ejercicio, la motivación extrínseca basada en una recompensa puede tomar la forma de:

- tu peso (un número en la báscula puede ser sorprendentemente gratificante);

- la circunferencia de tu cintura;

- el estatus (el derecho

Has llegado al final de esta vista previa. ¡Regístrate para leer más!
Página 1 de 1

Reseñas

Lo que piensa la gente sobre Cómo construir la autodisciplina para el ejercicio

4.0
2 valoraciones / 1 Reseñas
¿Qué te pareció?
Calificación: 0 de 5 estrellas

Reseñas de lectores

  • (3/5)
    como descargar estos libros para tenerlos en mi pc.....o se compran