Más Allá Monográficos

TODA LA VERDAD SOBRE LA MUERTE DE LADY DI ¿ASESINATO DE LOS SERVICIOS DE INTELIGENCIA?

El 31 de agosto de 1997 es una de esas fechas que, como el 23-F o el 11-S, permanece en la memoria colectiva: muchas personas no olvidan dónde estaban y lo que estaban haciendo a primera hora de la mañana de aquel día, cuando las noticias informaban de la trágica y repentina muerte de Diana Frances Spencer (1961-1997), en un accidente de tráfico.

El siniestro se habría producido hacia las 00:23 horas de la madrugada. Diana, se encontraba acompañada de Dodi Al-Fayed (1955-1997), hijo del magnate egipcio Mohamed Al-Fayed (1929) propietario de los grandes almacenes Harrods, con quien entonces mantenía una relación sentimental tras su traumática separación del príncipe Carlos de Inglaterra (1948) justo un año antes. Ambos habían salido minutos antes del Hotel Ritz (propiedad de los Al-Fayed) y se habían montado en un Mercedes Benz S280, para dirigirse a un apartamento privado que Dodi tenía en las proximidades de la Avenida Campos Elíseos. El vehículo era conducido por el chófer Henri Paul (1956-1997) y escoltado en el asiento del copiloto por el guardaespaldas Trevor Rees-Jones (1968).

Dejando atrás a gran velocidad la Plaza de la Concordia para esquivar a los paparazzi, el coche enfiló el túnel que hay debajo de la Plaza del Alma. Al girar hacia el carril izquierdo, el chófer perdió el control del vehículo y este terminó colisionando dramáticamente contra una de las columnas del puente. Mientras Dodi y el conductor perecían en el acto, el cuerpo todavía agonizante de Lady Di era iluminado por la despiadada ráfaga de flashes de los paparazzi…

Estás leyendo una vista previa, regístrate para leer más.

Intereses relacionados