Año/Cero

PREDICCIONES DESDE ELMÁS ALLÁ

No era la primera vez que viajaba a EE UU. Durante mis habituales visitas veraniegas a Canadá, donde pasaba entre tres y cuatro semanas, eran numerosas las ocasiones que cruzaba la frontera con mis amigos. Esta vez era distinto. Era invierno, iba de trabajo y no visitaría los lugares colindantes con Canadá, sino que estaría en Michigan, un estado donde las temperaturas pueden alcanzar los -30 ºC en invierno con bastante facilidad. Era Acción de Gracias del 2013, concretamente noviembre. Mi amiga y compañera Elizabeth Cosmos me había dicho en bastantes ocasiones que fuera a verla para conocer su entorno, y por fin pudimos hacer que ocurriera.

LA CHAMANA DE LAS NACIONES NATIVAS

Todo en la cena fue magnífico. Cuando terminamos, Donald y yo bajamos al sótano a jugar al billar con las niñas, mientras la madre se acomodaba en el sillón. Al bajar, Elizabeth me dijo que había una amiga suya que quería hablar conmigo para ver la posibilidad de unir nuestras dos escuelas. Una especie de proyecto donde se crearía una alianza internacional. De entrada, no me pareció mal. Elizabeth dijo que aquella mujer, Denise era su nombre, era alguien muy importante de las Naciones Nativas de Norteamérica. Una de las personas más emblemáticas, descendiente de algunas de las ancianas que representaban a las Primeras Naciones ante las Naciones Unidas, y una mezcla de varias tribus indígenas. Al parecer, gran chamana y médium.

Me comentó que Denise tenía un tipi que habían montado en la propiedad de Elizabeth, que solían realizar ceremonias de sudación regularmente y que Denise quería que yo fuera su invitado de honor en la que se celebraría al día siguiente. Los tipi son unas viviendas nativas de los amerindios. Suelen ser de forma cónica y están hechas de piel de animal como la del bisonte y maderas que los sujetan. Yo los había visto en las películas, nunca en vivo, y descubrí que son más grandes de lo». Le pregunté qué era una ceremonia de sudación, y me explicó que era una ceremonia en la que se calentaba el ambiente dentro de un tipi, para sudar sin parar. El objetivo era limpiarse de malos pensamientos, de impurezas, y así apoyar el ascenso a un plano superior de mayor conciencia espiritual. La ceremonia tenía además una serie de pautas y rituales asignados a personas diferentes.

Estás leyendo una vista previa, regístrate para leer más.

Intereses relacionados

Más de Año Cero

Año Cero18 min. leídos
Los Planetas De Los Dioses
Dejando atrás Dalanzadgad, capital de la provincia de Ömnögovi, en Mongolia, nos adentramos en el que posiblemente sea el enclave más vasto e inaccesible de Asia Central. Nos estamos refiriendo al desierto del Gobi. Aquí no hay autovías ni señales de
Año Cero2 min. leídos
Gemelas «entrelazadas» A Juicio
I maginemos dos hermanas gemelas que durante toda su vida comparten idéntica formación académica. Mismo colegio, mismo instituto, misma carrera universitaria. Cuando se presentan a un examen en su facultad responden las preguntas de similar manera. M
Año Cero1 min. leídos
Ano/Cero
Director Lorenzo Fernández Bueno Director Adjunto Miguel Pedrero Diseño y maquetación Ignacio Docampo  Redacción digital Josep Guijarro Asesora editorial Laura Falcó Directora Comercial/Eventos Barcelona Laura Moreno lmoreno@prismapublicaciones.com