L'Officiel Argentina

Nuestras brujas bienamadas

Lejos de ocultarse por temor a la hoguera, cada vez más mujeres se declaran brujas. Especialmente en la web, estas chicas malas ejercen su poder de fascinación sobre una multitud de adolescentes en busca de sentido. Es el caso de , un nuevo tipo de influenciadoras que cambiaron escoba y sombrero en punta por redes sociales, de bola de cristal y unos mazos de tarot divinos que se venden . Entre ellas, las más populares están en Estados Unidos e Inglaterra. Por ejemplo, Amanda Yates Garcia, más conocida como Oracle of Los Angeles. O Pam Grossman, creadora del podcast O la bloguera Jack Parker y la Jenna Caprice. Amanda Yates, y explica: “Mi madre era bruja y me inició en la brujería a los 13 años. Al final de mi adolescencia, me alejé de la tradición familiar. Volví cuando me di cuenta de que podía ayudarme a conectar con mi poder, a sobrevivir y a prosperar en el mundo contemporáneo. Tiro el tarot, realizo rituales de curación, autoempoderamiento y entrada en trance con mis clientes para ayudarlos a conectarse con su intuición”.

Estás leyendo una vista previa, regístrate para leer más.

Más de L'Officiel Argentina

L'Officiel Argentina1 min. leídos
Ultima Pagina
Sacar el traje de año de donde estaba guardado a menudo representa que luego de un largo período sin sol ha llegado el verano. Enterizo o bikini, esta prenda ha sido un tema central en las páginas de L’OFFICIEL desde su creación en 1921, con las it g
L'Officiel Argentina5 min. leídos
DELIA & Celeste
“Jugábamos mucho a que ella se vestía y yo le hacía fotos”. En el zoom la imagen de Delia Cancela se recorta del fondo del departamento en Le Marais desde donde se ha conectado para esta entrevista junto a su hija Celeste Leeuwenburg (ni ella sabe pr
L'Officiel Argentina3 min. leídos
DESAFIOS De Una “CHICA GRANDE”
A pesar de contar con décadas de experiencia, Sabrina Farji tuvo un desafío inesperado en 2020: filmar una película en medio de una pandemia, con todos los recaudos y medidas sanitarias que eso implicó. Pero tanto esfuerzo tendrá su recompensa en dic