Más Allá

OCULTA HISTORIA

En muchas ocasiones se ha hablado que la Historia, tal cual la hemos aprendido, tiene errores e incluso lagunas que sería conveniente o reescribir o rectificar. La Historia, en sus páginas, escrita a sangre y fuego, esconde en muchas ocasiones las pistas para resolver misterios insondables que son objeto de búsqueda por parte de investigadores, historiadores y arqueólogos. Misterios ocultos en la Historia que pueden ir desde un tesoro perdido al cuerpo de un monarca legendario e, incluso, ciudades perdidas que hoy son catalogadas como “invenciones” de pueblos ancestrales, fábulas, hasta que son descubiertas como la Troya, de Schliemann.

Si hay un caudillo que fue temido en medio mundo ese fue, sin dudas, Atila, el rey de los Hunos, una tremenda horda de guerreros surgidos del corazón de Asia, de la zona Mongol, y que llegó a las mismas puertas de Roma. Sin embargo, la Historia de su muerte es tan asombrosa como particular guardándose un secreto, un secreto en esta página de la Historia que repasamos: el de su tumba.

EL MISTERIO DE LA TUMBA DE ATILA

Estamos en el siglo V d.C., Europa es azotada por las hordas insaciables de un caudillo que hace temblar a los pueblos que, asustados, pronuncian su nombre: Atila, rey de los Hunos.

Venidos de Asia, el pueblo de los Hunos avanza directo al corazón de Roma, del Imperio, nada pueden hacer las tropas romanas para frenarlos. Un Imperio debilitado al dividirse en dos: el Imperio Romano de Occidente y el Imperio Romano de Oriente. Uno en decadencia y el otro emergente… Atila no tenía clemencia de sus enemigos ni de los pueblos que conquistaba. Se le llamaba “el azote de Dios”.

Nació en la localidad rumana de Panonia en el 395 d.C., y su garra y empuje lo hicieron merecedor de ser coronado emperador en el año 440 d.C. Así, con tal determinación fue barriendo a todos los pueblos que encontró a su paso hasta llegar a las puertas del corazón del Imperio, y allí se detuvo.

Los sorprendidos romanos, desarbolados, no sabían cómo reaccionar y solo les quedaba realizar ofrendas y rezar para que Atila no terminase con ellos. Sin embargo, Atila no atacó, se estuvo acampado allí, frente a Roma. Sus generales estaban impacientes

Estás leyendo una vista previa, regístrate para leer más.

Más de Más Allá

Más Allá1 min. leídos
La Luna Y Las Emociones
Este aspecto astral traerá consigo sorpresas y cambios inesperados, pero que serán favorables en la mayoría de las ocasiones. Deberemos tener cuidado con los engaños, las traiciones o las falsas ilusiones, ya que la realidad nos podría echar encima a
Más Allá1 min. leídos
Una Mujer FANTASMA Aparece En Una Carretera De México
La figura de una mujer junto a la carretera quedó grabada en la cámara de un coche, y de inmediato comenzaron las hipótesis de que se trata de un fantasma. Fue en la carretera Saltillo-Torreón, donde un conductor vio a una mujer que corría junto a la
Más Allá1 min. leídos
Hallan Amuletos De La DIOSA EGIPCIA Hathor En El Cerro Donde Nació Salamanca
El yacimiento arqueológico del Cerro de San Vicente, considerado el origen de Salamanca, acoge una secuencia de excavaciones cuya parte más antigua revela la presencia de un poblado de la primera Edad del Hierro, entre los siglos VII y IV antes de Cr